Zaragoza, Coah.- La presidenta Ángeles Flores Torres acudió de inmediato a la congregación del ejido La Agrícola luego de ser enterada del desborde de un terraplén en el río San Rodrigo, que conecta el paso a 23 rancherías productoras de leche de cabra que en estos momentos están incomunicadas.

Al constatar los daños de este puente, la alcalde giró instrucciones al personal de Obras Públicas y Sedesol para que se hagan las reparaciones lo más pronto posible y reanudar la circulación vehicular como único medio de traslado de la leche al centro de acopio más cercano.

Acompañado del director de Sedesol, Luis Alarcón y del regidor Francisco Olvera, Ángeles Flores fue recibida por Juan Pedro Mares, del comisariado ejidal, quien le mostró el terraplén colapsado por la fuerte creciente del río San Rodrigo.

Se le explicó que alrededor de 23 establos lecheros al interior del ejido La Agrícola les representa la principal fuente de ingreso para los productores y en estos momentos no pueden trasladarla al centro de acopio para su venta.

La comunicación es importante para asegurar además el resguardo del ganado vacuno y caprino antes de que los animales se desorienten y se extravíen ante la ausencia del pastoreo.

En ese mismo lugar, la presidenta municipal junto con los funcionarios titulares de Obras Públicas y Sedesol planearon los trabajos de reparación y restauración de dicho puente derrumbado, una vez que se disipen las lluvias que se mantuvieron constantes durante la presente semana.