Turquía.- La filtración de agua a diversas casas asentadas en el municipio de Calis de Avanos, Turquía, derivó en el hallazgo de una ciudad subterránea de hace cinco mil años.

Los habitantes de 15 domicilios notificaron a las autoridades que se estaban inundando y no sabían de dónde provenía el agua.

Al realizar labores con máquinas de servicio pesado la municipalidad reabrió las entradas de un túnel que se había ordenado cerrar por razones de seguridad hace décadas.



Alaaddin Saritas, habitante de Calis, detalló que el motivo de cerrar el túnel fue que hace 25 años un niño cayó dentro por error.

Dentro del laberinto hallaron una ciudad subterránea parcialmente inundada, compuesta por tres pisos, casas y una especie de iglesia, así como por una figura posiblemente para su adoración.

Cuentos locales se refieren a ella como Gir-Gör (Entra y ve), y de acuerdo con referencias de personas que en su momento la recorrieron, tiene dos kilómetros de largo y 600 metros de ancho, aunque tendrá que hacerse un análisis técnico en manos de arqueólogos para especificar sus dimensiones.


Fuente: López Dóriga Digital, con información de Daily Sabah