Ciudad de México.- Los recursos del Programa Nacional de Reconstrucción para restaurar los edificios históricos afectados por los sismos de 2017 ascienden a 800 mdp, pero serán insuficientes para atender las 697 propuestas que llegaron a las puertas de la Secretaría de Cultura federal, que encabeza Alejandra Frausto.

Así lo reconoció Arturo Balandrano, director de Sitios y Monumentos del Patrimonio Cultural, quien detalló que para atender todas las solicitudes, la SC necesitaría más de mil 700 mdp, es decir, más del doble del presupuesto con que se cuenta.

“Así que hemos realizado un proceso de dictaminación en las últimas dos semanas para determinar las solicitudes que se pueden apoyar”, por lo que sólo se atenderían cerca de 250 y aseguró que el próximo lunes 1 de julio se dará a conocer la lista con los proyectos que recibirán el respaldo que será financiado con dicho programa.

El anuncio fue hecho luego de que Frausto anunciara que mantiene una reunión con los 32 titulares de Cultura del país para diseñar estrategias que permitan “una mayor redistribución de la riqueza cultural”, y definir los programas de los estados que hoy se encuentran detenidos, como lo informó ayer Excélsior. Sin embargo, al cierre de esta edición no se dieron a conocer los acuerdos ni las acciones finales.

Balandrano también reveló dos de los proyectos que se incluirán en la lista final del Programa Nacional de Reconstrucción: el palacio municipal de Juchitán, al que se asignarían cerca de 25 de los 80 mdp que requiere, y el Teatro de la Ciudad Esperanza Iris de la Ciudad de México, con cerca de siete mdp.

800 millones de pesos son los recursos disponibles para rehabilitar inmuebles históricos, pero se requieren mil 700 mdp

Sobre el primero, dijo que colapsó una de las alas del palacio, por lo que se ha determinado la recuperación total del edificio, restituyendo el área derrumbada. “Ya tenemos un proyecto ejecutivo que nos señala que la obra se llevará en un año y lo vamos a apoyar seguramente para hacer una primera etapa en lo que resta del año; esperamos que el año entrante completemos el apoyo para tener la obra de recuperación”.

En el caso del segundo, apuntó que no había registro, pero “presenta algunas grietas y fisuras menores”.

También se refirió a la restauración de la iglesia de Nuestra Señora de los Ángeles, en la colonia Guerrero, la cual perdió su cúpula. Aquí, el funcionario detalló que éste no requerirá recursos de la bolsa antes mencionada, sino del Fondo de Desastres Naturales (Fonden), para lo cual se prevén 47 mdp.

Y aseguró que, a diferencia del plan original, donde se propuso el desmontaje de la parte de la cúpula que aún se mantiene en pie, la apuesta será la restauración de muros y grietas en las bóvedas, manteniendo como prioridad que el monumento no sufra un colapso en un próximo sismo.

¿Qué sucederá con las esculturas de la Catedral Metropolitana?, se le preguntó al funcionario. “Se van a restaurar, hay una que requiere una intervención compleja, La Esperanza; las otras recibirán trabajos menores de restauración y hay que volver a subirlas; la idea es que se realice de forma simultánea”.

¿Podría hablar sobre los trabajos que se realizan en Palacio Nacional? “Debido al mantenimiento constante, no ha sufrido afectaciones relevantes en los sismos. La intención del Presidente es mantenerlo abierto al flujo de los visitantes, y lo que estamos haciendo es una valoración, pues hemos detectado algunos desgastes en las huellas de la escalera monumental en donde están los murales; la gente, al subir la escalera o bajar pegados a la pared donde está el mural, se recarga y tocan y transmiten grasa, rayan o con los pies pegan en la base del mural”.

La petición, dijo, fue realizada por Conservaduría de Palacio Nacional y Hacienda, y aunque en 2016 se realizó una restauración del espacio, “presenta un desgaste en los peldaños de los escalones y barandales de las escaleras”.

Menos rentas

Por último, Omar Monroy, titular de la Unidad de Administración y Finanzas, habló sobre los ahorros de la SC. Aseguró que la apuesta es evitar el pago de rentas, adelantó que en agosto próximo la SC desocupará dos edificios más, con lo cual ahorrará más de ocho mdp por año, y se habilitarán edificios públicos en desuso.

Explicó que si se compara el gasto entre 2018 y 2019, se advierte 30% de ahorro. Y afirmó que, hasta hoy, sólo se han recortado 120 plazas en todo el sector y que ya se ha cubierto el pago de los sueldos a trabajadores de la SC.