×
hace 1 semana
[Arte]

Adiós a los libros

Ayer finalizó la Feria del libro de Monclova 2018 después de 9 días de actividades literarias

Imprimir
Adiós a los libros
Saltillo, Coahuila.- El guionista Guillermo Arriaga, el escritor Alberto Chimal, el científico Gerardo Correra Coral, fueron varios de los nombres que acompañaron a los monclovenses en la Feria del Libro de Monclova 2018, la cual terminó ayer entre libros, música y teatro.

Su sede en la Biblioteca Harold R. Pape recibió 93 actividades dentro de sus instalaciones, entre las que se incluyeron conferencias y presentaciones de libros, pláticas y talleres con los autores invitados quienes compartieron su experiencia, trabajo y obras con el público.

Zócalo conversó con Antonio Sonora, director de la Feria del Libro, quien detalló las actividades de promoción a la lectura y la escritura que han generado, tanto de manera independiente como en colaboración con otras instituciones como el Instituto Municipal de Cultura de Saltillo (IMCS) y la Universidad Autónoma de Coahuila (UAdeC), que fue la institución invitada este año a la FIL Monclova, dedicada, además al centenario del escritor Juan José Arreola.

“Está edición de la feria tuvo un acento muy enfocado a la literatura local, lo que fue muy padre porque si bien ya se había visto en años anteriores, es hasta ahora que vemos el impacto que han tenido los talleres, las conferencias y en general las actividades de promoción literaria. Esto puede verse en el número de autores y publicaciones que tenemos en el programa. Ya que son 76 personas de la comunidad que participan tanto en antologías como libros propios. De estas 5 antologías 2 son editadas por la Editorial Pape”, explicó Sonora.

Diversidad

Estas participaciones de autores locales, estatales y nacionales se encuentran divididas por días temáticos, como el Encuentro Nacional de Novela Gráfica que contó con la participación de Bernardo Fernández “Bef” y su libro El Instante Amarillo; Alejandra Gamez, la creadora de web cómics bajo el título de The Mountain Whit Teeth, y Edgar Camacho, creador de la novela gráfica Piel de Cebolla.

También está el Encuentro Nacional de Ciencia, en el que 150 jóvenes pudieron compartir sus puntos de vista con el científico Gerardo Correra, quien ha trabajado en el Colisionado de Hadrones en Ginebra, Suiza. Es el programa Palabras Compartidas el principal motor que la biblioteca tiene para creación de nuevos públicos, señala Sonora.

Este programa, a través de sus 38 conferencias, benefició a 2 mil escuchas.

“La vocación de la feria siempre ha sido la diversidad. Creemos que la literatura no sólo se encuentra en los libros en prosa o en poemas, ni en los géneros como el realismo. Es por eso que estos encuentros son importantes. El año pasado en el Encuentro Nacional de Fantasía y Ciencia Ficción no sólo trajimos autores de literatura sino también a un director que se enfoca en este género (Isaac Ezban). Es por eso que este año optamos por la novela gráfica, ya que tanto el cine y el cómic son otras formas de leer”, explicó.

Para la Asociación Pape la calidad ha sido un compromiso constante. El hecho de tener cada año un cartel que se encuentre al nivel de las expectativas generadas. Un reto que Sonora considera imprescindible para el éxito del evento cultural, pero que han sabido franquear.

En 2017 se contó con la participación del argentino Eduardo Sacheri quien presentó su novela La Noche de Usina, y quien se convirtió en su primer invitado internacional.

“Los retos son de muy diversa índole: está la cuestión del espacio y la distancia de nuestra ciudad. También el que los autores vean que nuestra feria está dispuesta a ofrecer la mejor calidad, tanto para ellos como para nuestra comunidad, es por eso que siempre vemos por tener autores de la talla de ferias internacionales, y que todo parte desde la asociación Pape. Es de acentuar la importancia que hemos tenido en la creación de públicos”, concluyó.


Imprimir
te puede interesar
similares