×
hace 11 meses
[Coahuila]

Busca ser el primer caso de cambio de identidad

Isaac pretende establecer un precedente en la historia de Coahuila.

Imprimir
Busca ser el primer caso de cambio de identidad
Foto: Zócalo | Leopoldo Ramos
Saltillo, Coahuila.- “Hola, buenos días, soy Isaac. Estoy muy nervioso”. Así se presentó Isaac Romero Molina, de 22 años, quien nació mujer y con la ayuda de la Academia Interamericana de Derechos Humanos, organismo de la Universidad Autónoma de Coahuila, litiga ante el Juzgado Tercero Familiar de Saltillo para que el Registro Civil le autorice el cambio de identidad.

Se trata del primer “juicio estratégico” que la AIDH auspicia con su grupo de abogados y, de acuerdo con el director del Centro de Educación Jurídica, Carlos Arredondo Sibaja, la intención es motivar un cambio en la legislación para que el cambio de identidad no sólo sea posible por las cuatro causales establecidas en el Código Civil y Familiar: falsedad en los datos, que la persona haya sido designada con nombre distinto al de su acta de nacimiento; errores en este mismo documento o en otros relacionados, como el acta dedefunción.

Irene Spigno, secretaria académica de la Academia y abogada especialista en Derecho Comparado, dijo que en Europa el cambio de identidad sin mayor trámite está vigente desde la década de 1980 y en México eso mismo es posible en la Ciudad de México, donde basta presentarse en una oficialía del Registro Civil para realizar un trámite administrativo.

“En Alemania, en 1980 se reconoce por primera vez el derecho de las personas a cambiar su identidad. En Alemania fue suficiente hacer referencia al principio de dignidad humana, que significa ser dignos, ser lo que queremos ser y que la sociedad nos reconozca como tales, y de ahí se desprende el reconocimiento de una serie de derechos. Creemos que con este juicio se va a impulsar un cambio que el legislador no lo hará sin impulso de parte de un órgano judicial”, expuso.

EL “CASO ISAAC ROMERO”

“Desde muy chico viene dándose en mi cabeza (la idea de cambiar de identidad). Es un camino muy largo que he tenido que recorrer, porque siendo una persona muy joven no sabes; a los 10, 11 años sabía que mi cuerpo no correspondía con lo que pensaba o sentía, tuve que recorrer ese camino solo, investigar, hasta que un día me topé con otras personas que sorprendentemente se sentían y pensaban como yo”, contó en conferencia de prensa, acompañado por Spigno, Arredondo y el director general de la Academia, Luis Efrén Ríos Vega.

“A los 16 elegí el nombre de Isaac gracias a una compañera que me dijo que tenía cara de ‘Isaac’. Se quedó el nombre desde los 16 años y me empecé a referir a mí mismo como yo sentía que era. La sociedad me empezó a decir que estaba mal, guardé eso para mí hasta los 18 años. Conocí a mucha gente, somos una comunidad bastante grande que está invisibilizada”, relató.

Lo fácil para este joven hubiera sido cambiar su residencia a la Ciudad de México y apelar al trámite administrativo para cambiar de identidad, pero se decidió por el camino legal en Coahuila para facilitar los trámites a quienes como él, su identidad no corresponde a la realidad.

“Este proceso en Coahuila es más difícil que en la Ciudad de México, donde haces una cita y te corrigen el acta en 15 minutos. Lo pude hacer, pero no se trata de eso, busco que en Coahuila se reconozca el derecho. Quiero ser la primera persona, no por popularidad, sino porque sé que esto es difícil y sé que voy a recibir los golpes, trabas; todos los obstáculos los quiero enfrentar para que personas que no saben cómo enfrentar este proceso lo tengan más fácil. Además, Coahuila daría un paso bastante grande”.

Romero no tiene dudas sobre su sexualidad. “No soy homosexual; soy hombre y como tal quiero que se me reconozca”, expresó.



Carlos Arredondo contó que en los alegatos iniciales del juicio se mostró al juez “que Isaac no pretende cambiar de identidad por escapar a deudas, o que se borren sus datos familiares, no pretende eludir obligaciones legales. Estas manifestaciones se han hecho expresas en el escrito original de demanda. Al nacer fue registrado con nombre femenino y hace seis años inició el proceso de transformación de su personalidad a partir de reconocerse como alguien diferente a lo que dice su acta de nacimiento.

“Su familia y amigos lo conocen por ‘Isaac’ y enfrenta problemas tan simples como poder ir al baño de un centro comercial y entrar al sanitario con etiqueta de hombres, que le corresponde a partir de la definición que ha hecho de sí mismo; problemas para identificarse, porque se presenta como quien es, como Isaac Romero, pero todas sus identificaciones tienen otros datos y dicen que es mujer”.

Para el académico, la solución es que el Estado mexicano, a partir del reconocimiento de los derechos de las personas, “le provea de documentos que reflejen su realidad”.

El juicio se promueve en el Juzgado Tercero Familiar de Saltillo, el cual emitió el auto de radicación y sigue la etapa de audiencias y desahogo de pruebas.

“Estamos apelando a los artículos 11, 5 y 3 de la Convención Interamericana de Derechos Humanos, que se refiere a la integridad personal, a la personalidad jurídica y derecho al nombre, a partir del primero de la Constitución; hemos planteado al juez que aun cuando la ley no establece como causal de acta de nacimiento por reconocimiento de identidad, puede interpretar estos preceptos legales”, expuso Luis Efrén Ríos Vega.


Imprimir
te puede interesar
[Local]
hace 1 hora
[Seguridad]
hace 1 hora
[Espectáculos]
hace 16 horas
[Nacional]
hace 2 horas
similares