×
hace 1 mes
[Ciencia]

México se prepara para clonar a la vaquita marina

Surge tal vez la última esperanza de supervivencia para la vaquita marina ante la incontrolable pesca furtiva de Totoaba

Imprimir
México se prepara para clonar a la vaquita marina
Foto: Archivo
Ciudad de México.- Las autoridades mexicanas están listas para clonar la vaquita marina en caso de que esta especie de cetáceo se llegue a extinguir.

Según el secretario de Medio Ambiente y Recursos Naturales de México, Rafael Pacchiano Alamán, la estrategia aplicada por las autoridades mexicanas para recuperar la vaquita marina no fracasó dado que pudieron obtener su material genético.

"Estamos muy enfocados en el tema de retiro de redes agalleras. Es un esfuerzo que no debería cesar nunca y yo espero que no se tenga que llegar al escenario de la clonación, pero ya está todo listo si se requiere", subrayó Pacchiano Alamán, citado por los medios locales.

El político también declaró que actualmente las aguas de Mexico son habitadas por tan solo 30 ejemplares de la vaquita marina.

La vaquita marina es una especie de cetáceo odontoceto que no supera un metro y medio de largo y pesa 50 kilogramos como máximo. La pesca de la vaquita marina fue categóricamente prohibida por las autoridades mexicanas. Actualmente esta especie corre el riesgo de extinguirse debido a la pesca ilegal con red y a la contaminación del medio ambiente.

La última esperanza para la vaquita marina

La opción que hoy se presenta, es uno de los logros del Proyecto VaquitaCPR (Conservación, Protección y Recuperación), que reunió a finales del año pasado a los 90 mejores científicos del mundo, especialistas en cetáceos, que tomaron muestras de tejido y sangre de los dos ejemplares que pudieron atrapar, pero que tuvieron que regresarlos al mar por mostrar signos de estrés, con la posterior muerte de una hembra adulta.

En entrevista con Excélsior, Lorenzo Rojas-Bracho, encargado de la expedición reveló que, en el Frozen Zoo de San Diego, donde se almacenan materiales genéticos de animales y plantas en nitrógeno líquido a 96 grados bajo cero, se lograron cultivar con éxito los tejidos celulares de estas vaquitas marinas, para la secuenciación de su genoma completo, lo que abre la posibilidad de clonar en el mediano plazo, en aproximadamente 10 años, al mamífero marino en mayor peligro del mundo.

“En el futuro puedes hacer ya clonaciones, por ejemplo, producción de embriones, digo todavía no es que lo podamos hacer de aquí a mañana, pero no falta mucho; si ya lo hacen con animales de granja, pues es a lo que le estamos tirando, ahora necesitamos tener hembras y machos y por el momento sólo tenemos hembras”, explicó.

El también investigador en jefe del Comité Internacional para la Recuperación de la Vaquita (CIRVA), detalló que otro descubrimiento sobresaliente es que en todos los ejemplares muertos que han logrado sacar del mar y las muestras de los vivos, arrojan ocho haplotipos diferentes, es decir que no se ha perdido la variabilidad genética de la especie.

Además, en el caso de los que perdieron la vida, las necropsias arrojaron que todos eran animales sanos físicamente y se alimentaron bien, de hecho, tenían comida en el organismo, cuando cayeron en las redes utilizadas de manera ilegal para capturar pez Totoaba.

“Entonces no hay nada que indique que la especie esté condenada a la extinción en estos momentos. Sí la dejan de matar seguro se recupera”, subrayó.





Imprimir
te puede interesar
similares