×
Redacción
Redacción
ver +

" Comentar Imprimir
10 Diciembre 2017 04:00:00
AlphaZero: el principio del fin en la Inteligencia Artificial
Por Aida Sifuentes:

“Fui a dormir y desperté ante el Armagedón”, publicó en su cuenta de Twitter el GM Jon Ludvig Hammer el 6 de diciembre. ¿A qué clase de Apocalipsis se refería el maestro noruego?, ¿y cuál fue la noticia que despertó la admiración y curiosidad de miles alrededor del mundo?

El tuit publicado citaba la noticia de Chess24 sobre cómo un nuevo software de Inteligencia Artificial (IA) llamado AlphaZero obtuvo una aplastante victoria contra Stockfish –el módulo de análisis de mayor prestigio entre los ordenadores de ajedrez–, por 28 victorias a 0 en un match a 100 partidas.

AlphaZero es un algoritmo diseñado por Google y DeepMind, al que le bastaron sólo cuatro horas de práctica con autoaprendizaje para superar al amo y señor de los sistemas informáticos. Como su nombre lo indica, sus conocimientos partieron desde las reglas básicas del juego y a partir de allí su entrenamiento consistió en jugar contra sí mismo eligiendo movimientos aleatorios a los que fue descartando a medida que la red neuronal, integrada en su sistema, analizaba la eficiencia de cada una de ellas.

Así, en cuatro horas de entrenamiento consiguió resumir el siglo y medio de teoría ajedrecista que tanto esfuerzo y trabajo le tomó forjar a los grandes genios en la historia del ajedrez: desde Whiliam Steinitz, primer campeón del mundo (1886), quien asentó las bases del juego posicional, Aron Nimzowitsch, maestro del hipermodernismo o Mijaíl Chigorin, fundador de la escuela rusa, y muchos más, cuyos libros han sido fuente instructiva para los jugadores profesionales.

En Internet se puede localizar el papel académico en el que se resume el proceso de programación y trabajo de AlphaZero, bajo el título de Mastering Chess and Shogi by Self-Play with a General Reinforcement Learning Algorithm. También se incluyen los gráficos de análisis de 12 aperturas conocidas a las que el software –por su propia cuenta– descubrió, practicó y refutó durante su entrenamiento, tales como la defensa siciliana, la defensa francesa o la defensa india de dama.

En la página de Chess24 se muestran 10 partidas modelo, presentadas también en el informe de DeepMind donde podemos apreciar el duelo entre ambos programas (si copia el siguiente enlace en su navegador, podrá acceder al visor de partidas: https://goo.gl/rtBWh.). El juego de AlphaZero destaca no sólo por sus habilidades tácticas de cálculo y sacrificio, sino en la limpieza de su juego posicional.

Hay una célebre cita de José Raúl Capablanca: “Sólo estudio ajedrez cuando juego una partida”, a quien además se le achaca el récord de 63 partidas invicto en un lapso de ocho años: del 98 de febrero de 1916 hasta el 22 de marzo de 1924. Millones de jugadores a través de los años han intentado copiarle el estilo al cubano y pretextar así su falta de entrenamiento y dedicación. Ahora, por fin, alguien ha cumplido la sentencia del único campeón latinoamericano en la historia del ajedrez.  

Nos enfrentamos a una nueva era de la Inteligencia Artificial. Donde el autoaprendizaje ha demostrado ser capaz de crear un sistema cada vez más perfecto juego.  ¿Qué vendrá después? ¿Será un nuevo principio o este el final del ajedrez? Lo seguro es que después del 6 de diciembre nada podrá ser igual ni en el mundo del ajedrez ni para los programadores

de IA. 
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5