×
Carlos Oswaldo Orta
Carlos Oswaldo Orta
ver +

" Comentar Imprimir
25 Abril 2017 03:00:00
Arriba el Norte
La Liga Mexicana de Béisbol ha dado la mayoría de sus últimos campeonatos a los representantes de la Zona Sur. Desde que los Saraperos de Saltillo se quedaron con su segundo campeonato en el 2010, seis de 7 equipos que han representado al Sur han ganado los campeonatos, siendo los Diablos Rojos del México el único “norteño” en hacerlo en el 2014 venciendo a los Pericos de Puebla.

Aunque en la llamada Serie del Rey han sido los sureños quienes han ganado el campeonato, solo tres o cuatro franquicias de aquella zona presentan real competencia para el resto de la liga.

El inicio de la temporada 2017 ha mostrado una cara distinta y es el Norte que ha mostrado una superioridad notoria sobre su competencia, no solo en los enfrentamientos directos si no en el colectivo.

El último lugar del Norte, los Saraperos, están en .500 de porcentaje de ganados y perdidos, lo que representa que ninguno equipo de la zona tiene marca perdedora.

Si volteamos hacia abajo, solo dos equipos superan ese porcentaje, los Leones de Yucatán con 12 ganados y 8 perdidos y los Guerreros de Oaxaca que están con la misma cantidad de derrotas y victorias.

Del tercer lugar, León, hasta el último, Tabasco, se acumula un récord de 47 ganados por 76 perdidos.

Con las primeras series interzona concluidas, dejó mal parados a varios equipos de la Zona Sur, con excepción de los Leones de Yucatán que mantienen el tercer lugar general de la LMB, aunque se mostraron vulnerables ante dos de los line ups más peligrosos, Sultanes Monterrey y Toros de Tijuana.

Saraperos dejó buenos números durante las últimas dos semanas ganando 6 y perdiendo 5, aunque desperdiciando buenas oportunidades de ganar, primero ante Guerreros de Oaxaca y luego en el último juego ante Olmecas de Tabasco ante los que dejaron escapar una ventaja de 7 carreras para perder en extra innings.

En tres y dos

Al parecer las contrataciones extranjeras a la ofensiva han funcionado a la perfección para Saltillo, que encontró en Rainel Rosario y José Julio Ruiz a dos bateadores que han dado el poder que el equipo buscaba desde el año pasado y que había quedado abierto luego de que terminaran liberando al venezolano Eliezer Alfonzo.

El pitcheo por otro lado sigue sigue siendo la máxima interrogante. El domingo el cerrador Juan Jaime no pudo hacer el trabajo y cedió el empate en la novena, juego que eventualmente perdería el equipo y que los limitó a escalar en el standing.

Aunque recientemente fue activado el lanzador Luis de Luna, no se ha encontrado el relevo seguro que garantice el apoyo que la ofensiva ha dado en el primer mes de actividades.

Sí Saltillo quiere competir en una zona tan poderosa como la norte, será esta parte a la que tendrán que poner más atención o de lo contrario la temporada se podría escapar más pronto de lo que los directivos esperarían.

Por lo pronto, dos semanas contra equipos de la zona podrían definir mucho de lo que la franquicia estará haciendo para poder regresar a la postemporada, que se escapó la temporada anterior.
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2