×
Sergio Sarmiento
Sergio Sarmiento
ver +
Empezó su carrera profesional en la revista Siempre! a los 17 años, cuando era todavía estudiante de preparatoria. Obtuvo la licenciatura en filosofía con honores de la Universidad York de Toronto, Canadá. A los 22 años entró a trabajar como redactor en Encyclopaedia Británica Publishers, Inc. y dos años más tarde fue nombrado director editorial de las obras en español de la empresa.

" Comentar Imprimir
17 Octubre 2017 04:07:00
Cervantes, fuera
‘Yo no tengo ninguna aspiración, fuera de servir con honorabilidad en cualquier capacidad, pública o privada, a mi país’. Raúl Cervantes

Raúl Cervantes Andrade renunció ayer al cargo de procurador general de la República. Dio a conocer la decisión de manera sorpresiva en una reunión de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Senadores. El hasta entonces titular de la PGR dijo que buscaba abrir camino a “las nuevas iniciativas relacionadas con la Fiscalía General de la República. Algunos legisladores y políticos han utilizado mi nombre y mis supuestas aspiraciones como una excusa para ellos no avanzar en la aprobación de las leyes que permitirían mejorar las condiciones y herramientas con las que se procura justicia en nuestro querido México. No se trata de personas. Se trata de construir mejores instituciones”.

Ha pasado menos de un año desde que Cervantes asumió el cargo de procurador general, pero parecería que vivimos en un país distinto. Su ratificación en el Senado se dio el 26 de octubre de 2016 por 82 sufragios a favor, tres en contra y una abstención. Votaron por él no sólo los senadores del PRI y el Partido Verde, sino los del PAN y el PRD. En contra se pronunciaron solamente tres senadores del PT y uno más se abstuvo.

La mayoría de los senadores, que habían trabajado con él en la reforma del sistema de justicia, coincidían en que su excompañero era una excelente opción para echar a andar el nuevo sistema acusatorio de justicia penal, en cuya construcción había tenido un papel tan importante. Hoy, sin embargo, lo que más importa es la política. El PAN y el PRD han decidido que lo que les conviene para un mejor desempeño electoral en 2018 es borrar las huellas de su colaboración con el Gobierno de Enrique Peña Nieto para sacar adelante las reformas estructurales, incluyendo la de justicia.

Es verdad que el propio Cervantes se hizo daño a sí mismo, al tener en propiedad un Ferrari 459 Coupé registrado en una vecindad de interés social en Morelos, lo cual le evitaba pagar tenencia en la Ciudad de México. El exprocurador sí tiene un domicilio en Morelos, pero ahí no estaba registrado el vehículo.

Cervantes se ha hecho a un lado hoy, como lo hizo el año pasado, cuando afirmó que apoyaba la iniciativa del presidente Enrique Peña Nieto para eliminar el pase automático de procurador a fiscal, pero ahora se ve obligado a hacerlo en un momento en que se ha convertido en un lastre no sólo para el Presidente, sino para la misma reforma de justicia en la que tanto trabajó.

La renuncia ratifica que lo más frágil de la PGR no era el edificio de Paseo de la Reforma 211-213, que ha tenido que ser abandonado después del sismo del pasado 19 de septiembre, sino el propio cargo de procurador. Nada más en este sexenio han pasado por la PGR tres procuradores. Alberto Elías Beltrán es el cuarto, por suplencia, pero no sabemos qué pasará mientras se completa la transición a la nueva Fiscalía General. El nuevo fiscal deberá permanecer en el cargo durante 9 años y no podrá ser destituido a voluntad. Ojalá. México necesita un sistema de justicia más profesional, en que el procurador o el fiscal sean autónomos frente a los demás poderes del Estado. La renuncia de Cervantes abre una gran oportunidad. El problema es que lo hace en un momento en que el PAN y el PRD están en un ánimo destructivo.

JUEGO DE GOLF

No es ilegal que el coordinador de los senadores del PRI sea trasladado en un helicóptero del Estado Mayor Presidencial para una reunión con el Presidente y después juegue golf con él. Pero los hechos ratifican la visión de un Gobierno que gasta en lujos innecesarios.
Imprimir
COMENTARIOS



top-add