×
Guillermo Fárber
Guillermo Fárber
ver +
Guillermo Fárber (25 de septiembre de 1948, D.F.) estudió ciencias y técnicas de la información y una maestría en administración; se ha desempeñado como reportero, redactor, guionista en Televisión Independiente de México, comentarista político en Radio 13, radio Fórmula, Radio ABC, conductor de ¡Cámara con los grillos!, primer programa de periodismo puramente palamentario en la historia de la radio mexicana, editor del portal mexico.com, columnista político en publicaciones como Vértigo, Excélsior, Noroeste de Mazatlán y Culiacán, Sinaloa, Por esto!, de Yucatán, comentarista de televisión en Canal 40, coordinador de Información en el Instituto de Desarrollo de Recursos Humanos del gobierno del Estado de México, y en un sinfín de puestos relacionados con la comunicación y la mercadotecnia. Entre sus publicaciones se encuentran, Elogio d ela locura de un ave desairada, Costa-Amic, 1976; El mexicano diseñado por el enemigo, V Siglos, 1976; A imagen y semejanza (novela política), siglo XXI, 1992; Política de competencia en México: desregulación económica 1989-1993, FCE, 1993; Adiccionario del chacoteo, Sansores y Aljure, 1997; Fobaproa: bomba de tiempo (coordinador y coautor), Times, 1998; La nueva crisis de México (en colaboración), Aguilar, 2002; ¡Déjate de pendejadas!, Excélsior, 2003.

" Comentar Imprimir
16 Enero 2019 03:58:00
Clones
“¿Cuál es la diferencia entre Time y Newsweek? ¿Entre ABC, NBC y CBS News? ¿Entre The Washington Post y New York Times? Para todos los propósitos prácticos, ninguno. La concentración del poder de los medios significa que los estadunidenses obtienen cada vez más su información de unas pocas fuentes que deciden qué es ‘noticia’ y qué no: Oliver Stone”.

CUBA EN MÉXICO

Me dice el paisano Manuel, que vive en Suiza: “Ayer fui a una presentación de inversión en Cuba y me dijo el orador que ya enviaron a médicos cubanos a México. Cuba considera que sus servicios médicos son los mejores y los exporta”.

Y añade Rami Schwartz, Founder and Ceo.Tube: “Sí, el papá de mi esposa es médico en Cuba y me explicó esto de los médicos. Es un programa que tiene el Gobierno cubano para exportar servicios de salud. Son muchachos bien preparados, con muy buena experiencia clínica, a veces hasta operan con luces de vela porque hay apagones, o sea, son médicos de trinchera, que se las arreglan como pueden con los pocos recursos que tienen.

“En Brasil los enviaron a comunidades remotas donde no hay médicos o los médicos no quieren ir. O sea, el programa, es un buen programa, lleva buenos médicos a comunidades apartadas. Lo que está mal es el instrumento. Los pagos son al Gobierno cubano (Medicuba creo que se llama) y este se queda con una tajada del 80% o 90% y sólo el restante se los paga a los médicos.

“Bolsonaro lo que decía es que era un forma de esclavitud y eso enojó a Raúl y mandó traer a los 8 mil que tenía contratados Brasil desde tiempos de Lula da Silva. Creo que Cuba cobraba unos 3 mil dólares por médico al mes y ese contrato de 8 mil médicos le dejaba a Cuba 25 millones de dólares mensuales o $300 anuales tan sólo en Brasil.

“El contrato con Venezuela es el doble o triple de grande. Tienen médicos en muchos otros lugares del mundo, es una de sus principales fuentes de divisas. Y la postura del Gobierno es que Cuba invirtió mucho dinero en preparar a esos médicos y que de alguna manera esos médicos le deben de pagar al sistema la inversión que hizo en ellos.

“Brasil le ofreció a los médicos cubanos que se quisieran quedar que podían hacerlo, siempre y cuando pasaran los exámenes y obtuvieran sus certificados de Brasil. De más de 8 mil, sólo 800 tomaron esa opción y se quedaron, pero la mayoría, como las estrellas olímpicas, se regresan a Cuba porque las consecuencias de desertar son enormes.

“Yo creo que es bueno que México reciba médicos de Cuba, que los mande a comunidades donde peor están los servicios de salud. Pero debe hacerlo sin entrar en el juego de los Castro, de explotar a los médicos. Seguir apoyando esa forma de esclavitud es una aberración. Una idea sería condicionar el contrato a que el Gobierno le de un mayor porcentaje al médico y sus familiares.

“Mejor aún, que el médico reciba todo su sueldo menos una retención o impuesto que el médico paga a Medicuba, pero que sea el médico quien cobre el producto de su trabajo. Otra sería rentarlos con opción a compra, como si fuesen agentes libres de futbol y punto. Dentro de 10 años tener la opción para que los médicos cambien de patrón al IMSS o a la SSa. Lo que sea, mejor que seguir dando oxígeno a la tiranía.

“Total que llega un Mexicano y le dice a un cubano: ‘Oiga, y en Cuba, hay poemas?’ ‘Chico, que si hay poemas en Cuba… mira que no hay ni leche, ni huevo, no hay trabajo, no hay gasolina… estamos llenos de poemas’. ‘Me refiero a poesía’. ‘Ay no, chico. Cuando llega la poesía, ahí sí que empiezan los poemas’”.
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2