×
Katia D'Artigues
Katia D'Artigues
ver +

" Comentar Imprimir
04 Diciembre 2016 04:00:00
Cumbre de alcaldes
Por estos días el Palacio de Minería es un hervidero de personas. Esta semana lo mismo acudieron ahí cientos de invitados de la Cumbre de Alcaldes C40 como todos los constituyentes de la Ciudad de México, que esta semana trabajamos todo el día en las ocho comisiones, en la recta final para entregar dictámenes a más tardar el 10 de diciembre a la medianoche.

“Parece la salida de la fábrica, ¿verdad?”, bromeó René Cervera, de Movimiento Ciudadano el miércoles por la noche, cerca de las 9, cuando afuera del edificio de la calle de Tacuba, terminado en 1813 por el arquitecto Manuel Tolsá, nos encontramos. Y sí, a esa hora salíamos muchos. Menos mal que no más tarde porque ya cerca de las 10, de plano el equipo de seguridad te corre, hasta te va apagando la luz.

Estos días, además, no fue fácil llegar al Centro. Y es que por seguridad, ¿o para dar una mejor —pero irreal— imagen de la Ciudad?, el gobierno de la Ciudad de México cerró las calles aledañas. No estaba ni el grupo de rock que cotidianamente ameniza los trabajos sin proponérselo, hasta más personas había para barrer la calle. Las visitas, ya sabe.

¿Y cómo van los dictámenes? El status. Sólo hay una comisión que ya entregó el dictamen completo, listo para votarse en el Pleno (y sí, otra vez artículo por artículo): la de Buen Gobierno, encabezada por Armando Ríos Piter. Y sí, elimina del todo el fuero.

La de Desarrollo Urbano, de Enrique Provencio, ya entregó su predictamen bastante consensado porque discutieron 2 veces el articulado el sábado, también ya está listo el de Ciudadanía, que presidió Raúl Bautista. Poder Judicial, Seguridad y Organismos autónomos, a cargo de Manuel Díaz Infante, también ya tiene predictamen que se comienza a votar el lunes.

La de Pueblos y Barrios Originarios está en pausa. Tras llegar a un acuerdo para que se haga una consulta, la primera en su tipo, se paró el proceso de predictamen porque Mardonio Carballo, su presidente, se fue a presentar un libro a la FIL de Guadalajara. La consulta sería del 5 de diciembre al 16 de enero.

Alcaldías, que preside Gabriela Cuevas, aun no publica su predictamen pero el 85% ya está sin corchetes. Dependen de definiciones que se darán en Principios Generales.

A las que pertenezco, la de Principios Generales, presidida por Enrique Jackson, terminó de revisar todos los cambios propuestos, con debate, pero sin votar y su predictamen estará listo en cualquier momento. Salvo el artículo 26 (que es sobre la Hacienda de la Ciudad), no veo mayor problema. Aquí sí tuvimos esta semana una fuerte discusión en ese artículo que huele a Pleno: si existe una obligación constitucional o no de dar un “fondo de capitalidad” a la Ciudad, si como Constitución local podemos poner una obligación a la cámara federal. También parte del tema de las famosas plusvalías. Esta semana Elvira Daniel, constituyente de Morena y perteneciente a una familia con negocios inmobiliarios, llevó todo un cuadro para demostrar que esos pagos ya existen y denunciar corrupción de los pagos, más caros, a empresas “designadas”.

La que más me preocupa es la de Carta de Derechos: sólo se expusieron las más de 244 iniciativas de constituyentes y las 598 propuestas ciudadanas (o sea, sí trabajamos, mucho) pero para debatir sobre las muchas posiciones encontradas, hasta ahora, ni tiempo.

La semana que viene será larga para discutir en comisiones, pues. Tenemos hasta el sábado 10 de diciembre, a la medianoche, para entregarlos.

Luego deben pasar 72 horas, por lo que comenzaremos la discusión, ya en Pleno, el martes 13 de diciembre.

La falta de accesibilidad y las personas con discapacidad. El miércoles por la tarde expusimos lo relativo al Artículo 16, sobre “Grupos de atención prioritaria” (es un nuevo nombre, mejor, para “grupos en situación de vulnerabilidad”) en Carta de Derechos. Y me dio mucho coraje y pena con un grupo de mamás y sus hijos con discapacidad múltiple o en estado de “gran dependencia” que fueron a escuchar, como parte del Parlamento Abierto.

¿Por qué pena y coraje? Porque el Palacio de Minería es inaccesible. Tiene un elevador, pero muy chico y no pude subir ni una silla de ruedas. Ellas, aunque ya están acostumbradas, cargaron a sus hijos un piso grande completo para poder estar ahí. ¡Y eso que esta Asamblea Constituyente votó en su reglamento por unanimidad, es más, por aclamación, que todo debería ser accesible! (no lo es, a la fecha, tampoco la página web).

Carta de Derechos estaba asignado para sesionar en la planta baja, en uno de los patios abiertos subdivididos por tablarroca. Se decidió así, en parte, porque una de nuestras integrantes, Yolanda de la Torre, es usuaria de silla de ruedas. Sin embargo, acabamos mudándonos al salón 6, con techo, del segundo piso, por el frío. Esta comisión decidió sesionar todas las tardes y hasta la noche.

Aunque no estaba considerado que hablaran, tanto Esthela Damián -de Movimiento Ciudadano- como yo les cedimos parte del tiempo que nos tocaba como constituyentes para que expusieran con su voz parte de las barreras a las que se enfrentan todos los días: Margarita Garfias (@Mar_Garfias en Twitter) expuso, digna pero con lágrimas en los ojos, cómo cargan a sus hijos y se hacen pinole la espalda porque muy pocas cosas son accesibles en la Ciudad; el recorte al ingreso del hogar que representa tener un hijo con esta condición porque por lo general las madres (muchas veces solas porque los padres se van) dejan de trabajar por cuidar a sus hijos sin apoyo alguno del Estado o reconocimiento de su trabajo; también que muchos de ellos necesitan de cannabis no sicoactiva para sus tratamientos. Hasta nos llevaron a todos barritas de hemp (estaban ricas).

Me parece que todos mis compañeros de la comisión -los que pudieron llegar por el bloqueo a las calles, pocos, unos 10, de 23- quedaron sensibilizados de este grupo poblacional que solemos no ver. Eso espero, al menos.

Confío, escribo esto antes de conocer el predictamen, que el tema de personas con discapacidad por el que acepté ser diputada constituyente esté bien y completo. Ya veremos, y si no a luchar por cada uno de los derechos… Ya ve que aun estando votados como “obligación”, como en esta Asamblea, no necesariamente se cumplen.

Carta de Derechos, los muchísimos temas. Carta de Derechos es la comisión, creo, más compleja. La que contiene, además, los temas más polarizados: la “autonomía personal”, concepto que permitiría derecho al aborto y también al bien morir o eutanasia. Los derechos de las familias diversas y la comunidad LGBTTI, la libertad de reunión y asociación y donde podría entrar alguna regulación a las marchas, derechos de periodistas y protección de datos personales, todo el tema de Educación (la Constitución podría decidir si busca, o no, la descentralización… esta semana hubo un buen intercambio al respecto entre Porfirio Muñoz Ledo, quien hizo ese artículo y Cynthia López Castro, del PRI), el derecho a la renta básica, el del cuidado, la salud, vivienda, agua, la protección a los animales, todo lo relativo al trabajo, y los grupos prioritarios: Niñas, niños y adolescentes, adultos mayores, jóvenes, personas con discapacidad, población LGBTTI, migrantes, víctimas, en situación de calle, personas privadas de su libertad o institucionalizadas, afromexicanos o indígena que no viven en pueblo, comunidad o barrio originario. También derecho al medio ambiente sano, espacios públicos, a la vía pública, la protección civil, prevención de delincuencia…

Y luego, para acabar, el mecanismo para hacer exigibles todos estos derechos.

El jueves en la noche, cuando acabamos de revisar las propuestas ciudadanas en el contexto de cada artículo y la exposición de cambios de constituyentes, quedamos en esperar a que la mesa directiva (integrada por Marcela Lagarde, del PRD; Carlos Gelista, del PAN; Margarita Valdés, de Morena, y Yolanda de la Torre, del PRI) nos presentaran un proyecto de predictamen para votar la semana que entra.

Hubo inconformidades de Esthela Damián y de Cecilia Romero, del PAN. Dijeron, y tienen razón, que sólo expusimos cambios pero no debatimos casi nada sobre ellos y hay temas muy enfrentados. Romero incluso dijo que si el predictamen no estaba más o menos consensado podríamos estar ahí “hasta mucho después de Navidad”.

Como no hay tiempo para discutir mucho más (sólo hasta el 10 de diciembre) seguramente ya está echada a andar esa otra mesa paralela de coordinadores que nadie acepta que existe pero que, sin embargo, se mueve. Es la única manera que veo que haya algo que pueda salir, con todos estos temas, para el sábado a la medianoche. Algo que “maximice la posibilidad de consenso”, como alguien me decía ayer. Que esté planchado, pues.

Aunque bueno, si no hay dictamen, el reglamento interno tiene un Plan B: la mesa directiva de la Asamblea lo atrae y resuelve algo para votar en el Pleno.

.(Javascript debe estar habilitado para ver esta direccion de correo)
http://blogs.eluniversal.com.mx/camposeliseos/
http://twitter.com/kdartigues
Imprimir
COMENTARIOS



  • 0
5 6 7 8 9 0 1 2