×
Yuriria Sierra
Yuriria Sierra
ver +

" Comentar Imprimir
01 Noviembre 2015 04:00:48
De nuevo: nadie vio, nadie supo
Quizá estaban brindando por los dichos de José Torero, quien dijo que no hubo fuego en el basurero de Cocula. Vaya usted a saber, pero a Eric Ulises Ramírez Crespo, Alcalde del PRD, lo detuvieron junto a Adán Zenén Casarrubias Salgado, líder de Guerreros Unidos. ¿Todavía nos impresionan los nexos entre alcaldes y el narco?, pese a la evidencia, no se logra actuar en consecuencia. Con su detención las cosas no se resolverán, ¿qué ha pasado con el caso Abarca-Pineda? Aquí escribimos sobre la posibilidad de que caiga su caso, nada tiene que ver con la desa-parición de los 43 estudiantes, de eso no se les pudo levantar cargos.

Qué tarea tan complicada tiene la PGR, pues la dejan sola, nadie es capaz de asumir una responsabilidad. ¿Cómo es posible que creamos que no sabían sobre los nexos de alcaldes–criminales en el interior del PRD? En un estado como lo es Guerrero y tras lo ocurrido en Iguala, ¿no era necesario que se mejoraran los filtros para evitar que de nuevo el narco ejerciera poder en los gobiernos locales?

Navarrete llegó a la presidencia del PRD en una época complicada, en ese entonces, todos nos preguntábamos cómo era posible que Abarca, con sus antecedentes, hubiera sido elegible como candidato. Todos se lavaron las manos en aquel entonces, Navarrete no era presidente del partido cuando Abarca ganó la elección, eso le correspondió a Zambrano, quien se lavó de culpas, pero Navarrete me dijo que el PRD haría una limpia de todo lo que pudiera tener nexos con el crimen. Vino la elección del 7 de junio pasado y se comprometieron a estudiar el perfil de los candidatos para que no llegara de nuevo un Abarca a las boletas electorales. Oh, nada de eso ocurrió.

En febrero pasado, ante la presión para que el PRD diera una explicación del porqué Abarca fue abanderado, Navarrete dijo: “En cualquier partido puede aparecer un Abarca”. Valiente explicación que no respondió pregunta alguna. Ayer, en la conferencia en la que el presidente del PRD expresó la postura del partido por la detención de Ramírez Crespo, dijo algo similar y se lavó las manos de cualquier responsabilidad. La culpa fue de la PGR, dice, que no les dijo que había señales de un posible nexo entre el edil y Guerreros Unidos: “En abril de este año, pusimos a disposición de la PGR los expedientes de todos los candidatos a cargos de elección popular en Guerrero, para que fuesen investigados y localizar si tenían algún antecedente o existían presunciones de vínculos delincuenciales o actuaciones ilegales. No tuvimos información de la autoridad ministerial federal sobre antecedentes o indicios que impidieran la postulación del ahora presidente municipal de Cocula...”. Después, dijo que en el momento en que fue candidato no tenía nexos y que éste pudo concretarse una vez que entró en funciones. O sea, no, no y no, no sabían nada, nadie vio, nadie supo o los engañó, pero el partido no tuvo lo culpa. El mismo discurso cuando detuvieron a Abarca. Acaso sólo pensarán en expulsarlo para que no dañe la imagen perredista. Mi compañera Isabel González, presente en la conferencia de Navarrete, hizo un par de preguntas: “¿Qué pasó con sus filtros, qué pasó con su código de ética, ustedes dijeron que estaban blindados y que si alguien resultaba con presuntos vínculos, la PGR les tenía que decir? ¿Ahora, ustedes no sabían a quién postulan como presidente municipal de Cocula, con todo el contexto histórico reciente? ¿No les da pena, no les da vergüenza, con todo respeto?”. Al parecer no.

...¡Ah! Junto a Ramírez Crespo y Casa-rrubias Salgado fue detenida una tercera persona, Eloy Flores Cantú, quien se dijo asesor jurídico del Grupo Parlamentario del PRD en San Lázaro... pero nadie sabe, nadie supo, nadie vio.
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2