×
Alma Carolina Viggiano
Alma Carolina Viggiano
ver +
La legisladora es originaria de Tepehuacan de Guerrero, Hidalgo, es abogada por la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo y tiene especialidades en las materias civil, procesal civil y mercantil en la Ciudad de México, así como diversos diplomados en la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo y en el Centro de Investigaciones y Docencia Económica (CIDE). Ha sido secretaria general del PRI en Hidalgo y coordinadora estatal de campaña de Miguel Ángel Osorio. Anteriormente ha sido diputada local por el Distrito XV y diputada federal por el 01. Fue la primera mujer en prsidir el Tribunal Superior de Justicia de Hidalgo; fue integrante fundadora del Consejo de la Judicatura del Poder Judicial. Fue coordinadora estatal de la Comisión Interinstitucional para el Nuevo Sistema de Justicia Penal en Hidalgo; secretaria de Planeación y Desarrollo Regional y secretaria de Desarrollo Social en la misma entidad. Escribir a: [email protected]

" Comentar Imprimir
11 Enero 2016 05:10:18
Deudores alimentarios
Cuando fui presidenta del Tribunal Superior de Justicia en mi querido estado de Hidalgo, conocí decenas de casos de madres que tras reclamar el pago de una pensión alimenticia para sus hijos y obtener una sentencia favorable, se enfrentaban a la problemática de obligar al padre a cumplir.

Muchos padres se niegan a cumplir con su obligación y para ello venden sus propiedades, se dan de baja en sus empleos, incluso cambian de nombre sus propiedades, simulan un embargo, entre otras “triquiñuelas” (como coloquialmente decimos los abogados). Estas conductas constituyen el delito de fraude familiar, que afortunadamente en Coahuila existe desde el inicio de esta Administración, sin embargo, no todas las entidades lo han incorporado a sus códigos penales.

Este delito sanciona a quienes ocultan sus bienes o simulan no tener ingresos para evadir su responsabilidad, sin embargo, necesitamos mecanismos que garanticen el pago de las pensiones ante la primera señal de incumplimiento.

Por ello, estoy trabajando en una iniciativa para crear un Registro Nacional de Deudores Alimentarios Morosos, el cual tendrá el propósito de recabar los nombres de las personas que no cumplan con su obligación de brindar alimentos y generar mecanismos para garantizar que cumplan con sus obligaciones.

Este registro, que de ser aprobado será responsabilidad de cada estado implementar, se vinculará al Buró de Crédito para que éste también cuente con la información de las personas que no cumplen con sus obligaciones alimentarias y que dicha información sea tomada en cuenta por bancos o empresas al momento de otorgar créditos y que sean socialmente responsables al momento de elegir a sus clientes.

Uno de los efectos de este registro será remitir la información al Registro Público de la Propiedad para que, en caso de existir bienes a nombre del deudor, estos no puedan ser vendidos en tanto no se cumpla con su responsabilidad de brindar alimentos a sus hijos.

De esta manera, se pretende que quienes tengan una obligación alimentaria cuenten con mecanismos que los orillen a cumplir, pues lo que se privilegia es la supervivencia y el buen cuidado de quienes dependen de ellos, principalmente de niños, niñas, adolescentes y adultos mayores.

Al final del día, cuando un problema familiar se judicializa, como ocurre en los divorcios o en las demandas de pensiones, los más afectados son los hijos, que en muchos casos, aparte de carecer de lo mínimo indispensable para subsistir, carecen del ejemplo de responsabilidad que todo padre debe dar a sus hijos.
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5 6