×
Carlos Loret de Mola
Carlos Loret de Mola
ver +
Carlos Loret de Mola estudio en el ITAM, la carrera de Economía. Estuvo en Acir, en Imer con Rocha, luego en Radio 13, después en W Radio y ahora también en Televisa. Nació en Mérida, Yucatán, México. Es licenciado en Economía por el Instituto Tecnológico Autónomo de México(ITAM). Es conductor del informativo matutino Primero Noticias (1:N) en el canal 2 de Televisa, y del noticiero vespertino “ Hoy por Hoy” en W Radio. Ha sido corresponsal de guerra en Afganistán y Haití. En Indonesia cubrió los desastres que ocasionó el Tsunami. Es autor del libro “ El Negocio . La economía de México atrapada por el narcotráfico” y coautor de “ Bitácora de Guerra”. Carlos Loret de Mola trabajaba con Ricardo Rocha como reportero y un día lo llamó Luis Vázquez, quien es el Productor General de Noticieros de Televisa, y le dijo que si quería hacer un casting porque estaban por iniciar un nuevo proyecto de noticieros para Canal 4 y buscaban un conductor. Hizo el casting y antes de que llegara a su casa ya le habían hablado para decirle que lo habían seleccionado. Cuando lo contrataron, Leopoldo Gómez, Vicepresidente de Noticieros, le dijo que tenía total libertad para elegir los contenidos del noticiero. 2004 Carlos Loret de Mola es desde el 11 de octubre el titular del noticiero matutino del Canal de las Estrellas, Primero Noticias. Su trayectoria profesional ha sido reconocida con el Premio Nacional de Periodismo 2005 y con una Mención Especial en el Premio Nacional de Periodismo 2001; el Premio del Certamen Nacional de Periodismo durante 2002, 2003 y 2004; el Premio de la Asociación Nacional de Locutores en 2002 y 2003, el Primer Premio Parlamentario de Periodismo en 1998, entre varios otros. 2007 Carlos Loret de Mola viaja a Tabasco para dar cobertura personalmente a la tragedia de las inundaciones en esa región de México. Una semana después de haber terminado su programa en W Radio (del grupo Radiópolis), el periodista Carlos Loret de Mola debutó con una nueva emisión en Radio Fórmula, con el programa Contraportada.

" Comentar Imprimir
28 Octubre 2010 04:04:13
El beso del diablo
A Andrés Manuel López Obrador le pasa lo mismo

El peor apoyo que puede recibir cualquier candidato en México es que en una declaración pública Carlos Salinas de Gortari diga: “Ése es mi gallo”. Los aspirantes –sobre todo priístas– a cargos relevantes de elección popular suelen buscar la simpatía del ex presidente mexicano, pero siempre en el entendido de que será privado, de contactos, de influencias, de procurar relaciones y acercar respaldos políticos y económicos; pero nunca de una declaración pública de soporte porque, en realidad, funciona contra el aspirante.

Paradójicamente –y para el azote personal de ambos– a Andrés Manuel López Obrador le pasa lo mismo: los candidatos de izquierda buscan su respaldo, el de su movimiento, de sus operadores políticos, pero le piden que por favor no se presente a hacer campaña a favor de ellos porque su exposición pública les resta votos.

Salinas y López Obrador, desde trincheras muy distintas, son capaces de dar lo que popularmente se conoce como “el beso del Diablo”. En el PAN parece que ha surgido una figura similar: Patricia Flores Elizondo, quien fuera jefa de la Oficina de la Presidencia de Calderón hasta hace un par de meses.

Al salir de Los Pinos mantuvo gran parte de su poder e influencia y comenzó a canalizarlos para ser factor fundamental en la sucesión de la dirigencia nacional panista. Su intención, poner al sucesor de César Nava para desde ahí influir en la decisión de quién será el candidato del PAN a la Presidencia en el 2012.

Su capacidad de incidir en la elección de dirigente nacional del PAN se basa en que durante el gobierno actual fue una de las principales operadoras para llevar a calderonistas al Consejo Nacional –encargado de elegir al sucesor de Nava. Muchos de quienes están ahí “se la deben” y aguardan sus instrucciones sobre hacia quién inclinarse.

El problema para Flores Elizondo es que tiene más enemigos que amigos, más adversarios que aliados. Así, su apoyo parece volverse “el beso del diablo” panista: inicialmente respaldó la aspiración de Gustavo Madero y eso bastó para que el senador se desmoronara en el ánimo público después de surgir como el favorito, incluso llamado “el candidato del presidente”.

Patricia Flores dio un vuelco a sus apoyos, en buena medida basados en la operación política de Jorge Manzanera: ahora respalda la que luce desde el domingo como la candidatura más fuerte para dirigir el PAN, la del ex subsecretario de Gobernación y diputado federal, Roberto Gil, una de las estrellas jóvenes del gabinete, privilegiado del presidente Calderón. Sin embargo, tan pronto se supo que Gil obtuvo el respaldo de Flores, perdió el de personajes de la talla de la esposa del Primer andatario, Margarita Zavala; su hermano Juan Ignacio, panista decisivo; Alejandra Sota, vocera presidencial; y Max Cortázar, quien la antecedió en el cargo.

Veremos qué tal resiste, en su posición de nuevo favorito, “el beso”.

Saciamorbos

Está cada vez más cerca de la quiebra, pero todavía no es inminente.
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2