×
Gabriel Martínez García
Gabriel Martínez García
ver +
Editor de la sección de Negocios de Periódico Zócalo Saltillo

" Comentar Imprimir
02 Enero 2017 03:00:00
¿Feliz año nuevo 2017?
Ustedes que siguen a diario el periódico Zócalo Saltillo se habrán dado cuenta de que a partir del anuncio del incremento en los precios de la gasolina, vigentes a partir de este 1 de enero, ya varios dirigentes de sectores han anunciado incrementos en productos y servicios.

Los primeros en manifestar que tendrían que subir sus precios fueron los restauranteros, y enseguida los desarrolladores de vivienda también anunciaron que con la gasolina 24% más cara, no podrán seguir absorbiendo los incrementos en los materiales de construcción, como lo hicieron en 2016.

Pero a partir de hoy, primer día hábil de 2017, pues la constante será esa: anuncios de aumentos en la mayor parte de los productos que requieren transporte, y en los servicios que necesitan traslados, y seguramente los primeros en incrementar tarifas serán los taxis, el transporte urbano, el foráneo y el de carga.

Y es que desde ayer, las gasolinas y el diésel son 24% más caros, y en la región fronteriza de Coahuila, sobre el 45%, lo que representa un incremento sumamente difícil de enfrentar para los ciudadanos, para los padres de familia, para las amas de casa...

El golpe a la economía de las familias mexicanas ha sido brutal, y por más que intente justificarlo el secretario de Hacienda, José Antonio Meade, la realidad es que no hay justificación alguna para un aumento tan grande, tan considerable.

Y aunque en redes sociales se han dado múltiples manifestaciones de enojo, indignación y descontento, lo cierto es que se han quedado en el papel, en la pantalla, y muy pocas manifestaciones reales se han presentado en unos cuantos puntos del país.

Y por supuesto que los ciudadanos tienen toda la razón del mundo para estar indignados, pues les han recetado este nuevo golpe mientras el Gobierno no ha anunciado ningún tipo de reducción en su gasto corriente, ninguna medida que indique que también la administración federal tendrá que ajustarse el cinturón.

Así pues, prepárese porque a partir de hoy y durante varias semanas, todo será aumentos y más aumentos.  Tome las cosas con calma, haga muy bien su planeación si tendrá que recortar gastos y utilizar menos el automóvil, y no precisamente para proteger el medio ambiente.
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2