×
Salvador García Soto
Salvador García Soto
ver +
Salvador García Soto es periodista. Nació en Guadalajara Jalisco, donde cursó la licenciatura en Ciencias y Técnicas de la Comunicación en la Universidad del Valle de Atemajac. En Guadalajara colaboró en varios medios locales y en oficinas de los gobiernos estatal y federal. Fue reportero de la fuente política en El Heraldo de México y en el diario La Crónica de Hoy. Desde 1998 escribe la columna política Serpientes y Escaleras que se ha publicado en los periódicos La Crónica, El Independiente y actualmente en el Universal Gráfico. Fue director general de Crónica y ha colaborado en revistas como Vértigo y Cambio. Durante dos años fue conductor del programa Cambio y Poder que se transmite por Cadena Raza y desde noviembre 2003 colabora en W Radio como comentarista del noticiario Hoy por Hoy tercera emisión y en el programa El Weso.

" Comentar Imprimir
09 Junio 2015 03:00:04
Gobernadores en apuros
Las derrotas electorales en los estados que renovaron gubernaturas el domingo pasado tendrán distintas repercusiones para los gobernadores salientes. Habrá mandatarios a los que haber perdido ante la oposición sólo les signifique un duro revés, pero a otros la derrota les afecta en su futuro político y hasta en su tranquilidad y la de su familia. Hay al menos tres casos donde haber perdido tendrá consecuencias funestas para los gobernadores que entregarán el poder: Nuevo León, Querétaro y Sonora.

Para Rodrigo Medina, por ejemplo, la derrota del PRI y el triunfo histórico del independiente Jaime Rodríguez “El Bronco” cancela de tajo sus proyectos y posibilidades de incorporarse al Gabinete federal, como le habían ofrecido por su cercana relación con el presidente Enrique Peña Nieto. El problema para el joven gobernador de Nuevo León ya no es sólo qué pasará con su carrera política sino con su seguridad y libertad al dejar el poder, luego de las graves acusaciones de enriquecimiento hechas en la campaña contra él y su padre Humberto Medina.

Al “Bronco” le preguntaron ayer en entrevista: “¿Van a pisar los Medina la cárcel?” Y la respuesta anticipó lo que viene. “Vamos a investigarlos completamente, claro. Si hicieron las cosas mal deben de pagar la culpa de lo que hicieron. Tenemos que poner un ejemplo en ese sentido…Vamos a investigar muy bien porque se tiene que aplicar la ley con todo el peso para todos. No solamente los Medina, todo el gobierno hay que investigarlo”, dijo el virtual gobernador electo. El entrevistador Jorge Meléndez Ruiz soltó a bote pronto el nombre: “Rodrigo Medina” y Rodríguez contestó en automático: “Debe estar muy preocupado”. “¿Humberto Medina?” “Peor”.

Aun así el Gobernador reconoció ayer el triunfo de Jaime Rodríguez y dijo que responderá a todos los señalamientos y acusaciones de corrupción contra él y su padre que, según él, “son falsas”. Incluso, en el equipo de Medina afirman que hay “puentes de comunicación” con “El Bronco” que se buscarán activar y uno de ellos es el líder de la CTM en el estado, Abel Salazar, pareja sentimental de la candidata perdedora del PRI, Ivonne Álvarez. Pero si no hay una negociación a fondo que le garantice inmunidad o si sus amigos de Los Pinos no le tienden una mano, el futuro para Rodrigo Medina y familia pinta color caqui.

El otro caso de un gobernador cuyo futuro es más que incierto y que podría terminar en el banquillo de los acusados es Guillermo Padrés. La guerra sucia desatada por el Gobernador de Sonora en contra del PRI, de su candidata Claudia Pavlovich, y hasta del presidente Enrique Peña Nieto que era presentado como “símbolo de la corrupción del PRI de siempre” fue tan baja, que a Padrés le van a cobrar muy cara la derrota de su candidato Javier Gándara. En manos del grupo ganador, encabezado por Manlio Fabio Beltrones, hay un sinfín de expedientes, denuncias y pruebas de la corrupción del gobernador saliente, de sus colaboradores y de su familia, por lo que no vienen buenos tiempos para los Padrés.

Un tercer gobernador que padecerá los efectos de haber perdido la sucesión de su estado es José Calzada en Querétaro. El triunfo del panista Francisco Domínguez se dio a pesar de los buenos números de Calzada en la gubernatura y también a pesar de que metió todo el aparato y los recursos del gobierno para tratar de apuntalar a su candidato Roberto Loyola. Hoy la derrota aleja a Calzada de alguna posición en el Gabinete o de la embajada de México en Washintgon para donde se le había mencionado con insistencia.

NOTAS INDISCRETAS…

Con un mensaje de “pluralidad y democracia”, el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera se deslindó ayer de la debacle sufrida por el PRD en la Ciudad de “Los capitalinos pudieron salir a ejercer su voto en un ambiente de tranquilidad y seguridad y la capital del país es un amplio mosaico de pensamientos e ideologías”, dijo Mancera quien ofreció un gobierno “de puertas abiertas” a los nuevos delegados y partidos que gobernarán en el DF como Morena, PRI y PAN. De esa manera el gobernante dio por cumplido su compromiso de garantizar “piso parejo” a todos los competidores. Y la derrota histórica que cambió el rosto político de la ciudad, que se la coman el PRD y sus dirigentes… Se acabaron las nefastas campañas. Los dados mandan Escalera.
Imprimir
COMENTARIOS



top-add