×
Juan Latapí
Juan Latapí
ver +

" Comentar Imprimir
18 Marzo 2018 03:10:00
Impune robo de identidad
Dicen que en la política todo se vale menos perder, y así lo vimos en las pasadas elecciones a la Gubernatura en Coahuila que estuvieron plagadas de irregularidades, desde el robo de urnas, la suplantación de funcionarios de casilla hasta la tramposa suspensión del conteo rápido y la ya tradicional compra de votos.

EN TIEMPOS ELECTOREROS SE HA vuelto una costumbre que operadores de diferentes partidos políticos recorran las colonias populares entregando dinero a cambio de la credencial de elector y el día de la elección es normal verlos repartiendo dinero a la salida de las casillas, abusando la necesidad de la gente necesitada. Dinero que nadie sabe de dónde proviene.

HACE UN AÑO, ANTES DE iniciar las campañas, algunos misteriosos operadores recorrieron algunas de las colonias más vulnerables de Monclova –como Las Esperanzas y la Guadalupe Murguía- ofreciendo una apoyo de 500 mensuales como parte de un programa social para personas de escasos recursos. Para ser acreedores a dicho apoyo estos misteriosos operadores pusieron como requisito a los interesados darse de alta en el SAT para obtener la firma electrónica.

ALREDEDOR DE 80 PERSONAS –VARIAS de ellas adultos mayores- aceptaron el ofrecimiento con tal de aliviar aunque fuera simbólicamente sus necesidades más elementales. Días después estos misteriosos operadores pasaron en una van a recoger a estas personas para llevarlas al SAT para tramitar su firma electrónica; cabe mencionar que en un solo día estos vehículos llegaron a realizar hasta tres viajes. Sin más el trámite se realizó rápidamente, a diferencia que cuando cualquier ciudadano acude a dichas oficinas debe cumplir con diferentes requisitos engorrosos y estar dispuesto a pasar horas tolerando la displicencia de insensibles burócratas.

UNA VEZ HECHO EL TRÁMITE y después de recibir un primer pago, estas personas no volvieron a saber nada hasta que un día recibieron por correo una notificación del SAT en las que les hacían saber que indebidamente habían recibido una devolución de impuestos y que tenían que reembolsarla. Mortificadas estas personas solicitaron apoyo a algunos partidos políticos y licenciados sin obtener respuesta. En esos días también empezaron a recibir de Banorte estados de cuenta a su nombre siendo que ellos jamás habían abierto una cuenta en dicho banco.

FUE ENTONCES CUANDO ACUDIERON CON Leonardo Rodríguez- gestor social quien en otras ocasiones ha defendido a personas víctimas de arbitrariedades- para que les ayudara a aclarar esta situación. Leonardo presentó las denuncias correspondientes ante la Procuraduría de Defensa del Contribuyente (Prodecon) y la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

AL INICIAR LAS INVESTIGACIONES, ESTAS instituciones detectaron que a las personas que pretendían recibir el apoyo del supuesto programa social, se les había dado de alta como trabajadores en siete empresas –de las cuales dos resultaron fantasmas- y que se les habían abierto cuentas bancarias en las se hicieron los depósitos de la devolución de impuestos por parte del SAT. Una vez realizados dichos depósitos manos misteriosas retiraron el dinero en diferentes sucursales del banco en distintas ciudades de la República y posteriormente dichas cuentas fueron bloqueadas. El monto de estas devoluciones ascendían a más de 50 millones de pesos.

PARA REALIZAR ESTA OPERACIÓN INDUDABLEMENTE se contó con la complicidad de funcionarios del SAT, del banco y de las empresas que se prestaron a esta estafa. De una de esas empresas, Security Private Tecno Lion –dedicada a la seguridad privada- llama la atención que su socio mayoritario –con el 56 por ciento de las acciones- es Benito Antonio Merino Cázares, funcionario del Estado de Hidalgo, quien al ser cuestionado negó su relación con dicha empresa. Otra empresa –Reocsa- que se utilizó para esta estafa, registró su domicilio en El Salto Jalisco, y resultó que esa dirección corresponde a un puesto de birria que tiene 25 años establecido en dicho sitio.

LA OPORTUNA INTERVENCIÓN DE LEONARDO y la participación de la Prodecon y la Condusef lograron exonerar a las víctimas de esta estafa y del robo de su identidad, pero el dinero nunca se recuperó y nadie recibió castigo alguno.

SIN DUDA LAS PASADAS ELECCIONES a la gubernatura en Coahuila sirvieron de laboratorio experimental –al igual que las del Estado de México- para ir preparando la alquimia que permita al partido en el poder continuar gobernando. No en balde el ex gobernador de Coahuila –quien orquestó las pasadas elecciones- ocupa el estratégico cargo de secretario de organización del CEN PRI, y su tenebroso asesor desempeña el cargo subsecretario nacional de elecciones de dicho partido.

NO RESULTARÍA NADA EXTRAÑO QUE este robo de identidad y la estafa hayan formado parte del proceso electoral, por lo que habrá que estar atentos para ver qué clase de cochupos están maquinando para este año.

.(Javascript debe estar habilitado para ver esta direccion de correo)
Imprimir
COMENTARIOS



  • 0
5 6 7 8 9 0 1 2