×
JC Mena Suárez
JC Mena Suárez
ver +

" Comentar Imprimir
07 Diciembre 2017 04:00:00
Las aplicaciones y el autoempleo
Anteriormente hablamos sobre el comercio electrónico y de cómo ha avanzado en los últimos años al grado de desplazar a muchos de los negocios tradicionales al poder bajar sus costos por no tener una tienda física, pero esto no acaba aquí, ahora con el desarrollo de las llamadas aplicaciones surgen nuevos negocios virtuales que ofrecen servicios y autoempleo.

Seguramente a estas fechas ya todos conocemos los diferentes servicios de transporte que solicitamos a través de una aplicación y que nos permiten tener una gran certeza del costo de nuestro viaje, datos del conductor e incluso seguimiento de la ruta para brindar más seguridad; nos permite pagar con tarjeta, en efectivo o con viajes gratis que ganamos por usar el servicio.

Este es un servicio en el que la empresa desarrolladora no tiene ningún carro como parte de su inventario, tampoco paga el seguro del mismo ni la nómina de los choferes, ya que estos se autoemplean brindando el servicio a cambio de una comisión que cobran por los viajes que realizan.

¿Le gustaría trabajar bajo este esquema? Las políticas de calidad de la empresa buscan brindar el mejor servicio posible y condicionan a los choferes a tener vehículo propio de reciente modelo. Por supuesto tiene sus pros y sus contras: por un lado el chofer gana con base en lo que trabaja, tiene disponibilidad de horario y el vehículo es de su propiedad, incluso algunas agencias les dan facilidades para el crédito.

Por otro lado, al ser auto-empleados no gozarán de los derechos adquiridos por su trabajo, tales como el aguinaldo, vacaciones, Seguro Social… ser su propio jefe tiene sus desventajas.

Pero ahí no acaba el negocio de las aplicaciones, ahora los desarrolladores han creado un servicio que ofrece ser el intermediario entre los restaurantes y los comensales que no pueden acudir al establecimiento. ¿Le ha pasado? ¡Seguramente! El tiempo no alcanza, entre el tráfico y el tiempo de preparación resulta insuficiente el horario de comida... este nuevo sistema puede ser la solución.

Se trata de una plataforma en la que los restaurantes se registran, ponen su ubicación, menú y precios y por medio de los algoritmos y la localización de los usuarios, la aplicación les ofrece de manera ordenada una lista de los restaurantes más cercanos para que puedan elegir qué quieren comer, se les da el tiempo aproximado para tener sus alimentos y pueden pagar con tarjeta.

Por el lado del chofer, este gana una comisión por las entregas que realiza, propiamente no trabaja para ningún establecimiento, sino que recoge los pedidos del negocio más cercano y los lleva a los comensales; esto reduce los tiempos y costos de entrega, sin mencionar que el repartidor gana mejor que trabajando para un establecimiento solamente.

Con estas facilidades que la tecnología nos ofrece sólo podemos pensar si en un futuro seguirán existiendo los negocios físicos; ahora basta con tener una cocina y el repartidor va a pasar por todo sin costarle al negocio, que tampoco gasta en meseros u otros insumos propios de un restaurante… El ritmo de vida tan acelerado que vivimos nos está llevando a depender de estos servicios.

Aunque es una gran ventaja para los negocios y les permite tener más clientes y un menor costo operativo, nos queda la nostalgia de reunirnos en el restaurante o la cafetería, platicar con los amigos, festejar con la familia, tener el contacto humano y disfrutar el tiempo de los alimentos. Sin duda muchos seguiremos prefiriendo darnos el tiempo para ir al negocio y otros preferirán usar la aplicación de servicio a domicilio… Y usted, ¿prefiere ir a los restaurantes o que le lleven los alimentos hasta donde esté?
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5 6