×
Dan T
Dan T
ver +
[email protected]

" Comentar Imprimir
07 Diciembre 2017 04:07:00
Los mirreitamitas
¡Alegraos, mexicanos! Abrid vuestro corazón y llenaros de gozo, pues estamos ante el inicio de una nueva etapa en la historia de México: la Era de los Mirreitamitas.

¿Y qué diablos es eso?, se preguntará cualquiera que haya pagado por este periódico y quisiera leer cosas comprensibles y no estas mafufadas. Ptues, bien, lo mirreitamitas son la nueva casta dorada de la política nacional. Son como los tlatoanis, nomás que con iPhone. Son este grupo de políticos que estudiaron en el ITAM, de preferencia Economía, y hoy ocupan puestos importantes en el Gobierno. Evidentemente algunos estudiaron en otras universidades. ¿El Poli? ¿Qué es eso? No, estos estudiaron en lugares como el Tec de Monterrey o la Anáhuac, hasta de la UDLAP hay algunos, pero forman parte del mismo grupo.

Varios de ellos, para no sentirse tan mal por pagar una millonada de colegiatura, decidieron estudiar al mismo tiempo en la UNAM, como para demostrar que tienen un lado humilde, aunque eso implicara quitarle el lugar a alguien que no podía pagar una escuela particular. Todos los mirreitamitas hicieron su posgrado en el extranjero, pero ya no sólo en Estados Unidos, ¡no son nacos!, sino también en Europa. Se saben privilegiados y se dicen con conciencia social. Normalmente no militan en algún partido, aunque tienen todas las mañas de estos. Van por la vida haciéndose los buena onda, aunque en realidad son parte del mismo sistema político que nos ha estado jodiendo todos estos años.

Les gusta que los retraten manejando su bici de bambú para llegar a las sesiones del Senado, o a bordo de su auto eléctrico para que se vea que son bien ecologistas. Por supuesto ninguno fuma, toma, se mete drogas, tiene sexo rudo, ni dice malas palabras. Es probable que se declaren gays sólo para quedar bien con la comunidad LGBTI; o que se autoproclamen musulmanes, sólo para que no les digan que discriminan. Los mirreitamitas se sienten mejor preparados que un chile en nogada y, aunque no les gusta ensuciarse las manos como los políticos tradicionales, la realidad es que son igual de transas que un líder obrero de los años 70.

Todos tienen cuenta de Twitter, Facebook, Instagram y la red social que se ponga de moda esta semana. Todos, también, acostumbran subir fotos de sus hijos mientras pasean con ellos, como si se tratara de los Kennedy o de las Kardashian. Y si no tienen hijos, ooobviamente, suben fotos de sus perros. O de sus gatos, aunque no tengan, porque no hay nada más popular en Facebook que los videos de gatitos.

Lo más interesante de los mirreitamitas es que están en todos los partidos. Sí, hasta en Morena. En el PRI, por ejemplo, están San José Antonio Meade, el líder nacional que no lidera a nadie, Enrique Ochoa; y el capo de capos, Luis Videgaray. En el PAN aparece Ernesto Cordero. En tanto que del PRD formaba parte Armando Ríos Píter, que ahora quiere ser candidato independiente. Y por Morena se puede mencionar a Zoé Robledo, que se pasó al partido de AMLO para ser candidato a gobernador de Chiapas y le vieron la cara. Todos ellos forman parte de la nueva clase gobernante. Son los nuevos elegidos. Y nosotros somos los güeyes de siempre por seguirlos aguantando.

¡Nos vemos el martes!
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5 6