×
Guillermo Fárber
Guillermo Fárber
ver +
Guillermo Fárber (25 de septiembre de 1948, D.F.) estudió ciencias y técnicas de la información y una maestría en administración; se ha desempeñado como reportero, redactor, guionista en Televisión Independiente de México, comentarista político en Radio 13, radio Fórmula, Radio ABC, conductor de ¡Cámara con los grillos!, primer programa de periodismo puramente palamentario en la historia de la radio mexicana, editor del portal mexico.com, columnista político en publicaciones como Vértigo, Excélsior, Noroeste de Mazatlán y Culiacán, Sinaloa, Por esto!, de Yucatán, comentarista de televisión en Canal 40, coordinador de Información en el Instituto de Desarrollo de Recursos Humanos del gobierno del Estado de México, y en un sinfín de puestos relacionados con la comunicación y la mercadotecnia. Entre sus publicaciones se encuentran, Elogio d ela locura de un ave desairada, Costa-Amic, 1976; El mexicano diseñado por el enemigo, V Siglos, 1976; A imagen y semejanza (novela política), siglo XXI, 1992; Política de competencia en México: desregulación económica 1989-1993, FCE, 1993; Adiccionario del chacoteo, Sansores y Aljure, 1997; Fobaproa: bomba de tiempo (coordinador y coautor), Times, 1998; La nueva crisis de México (en colaboración), Aguilar, 2002; ¡Déjate de pendejadas!, Excélsior, 2003.

" Comentar Imprimir
07 Enero 2019 04:01:00
Manipulaciones financieras
“Grandes fortunas se crearon e incrementaron en 1929 al destruir al Partido Republicano por desear hacer de Estados Unidos el primero (Make America Great Again). Quienes crearon el colapso lo hicieron mediante ventas en corto, dosificando los flujos de efectivo destinado al mercado bursátil, y una vez desatada la Gran Depresión destruyeron el elemento más patriótico de nuestra sociedad.

Y hoy, dado que Donald Trump quiere (como Herbert Hoover) poner a América en primer lugar, está siendo atacado en un esfuerzo por destruirlo. Esto también tiene que ver con Trump deshaciéndose de la geopolítica Halford Mackinder-Brzezinski, que está creando una exageración masiva del poder estadunidense, sobre extendiéndolo, y la quiebra consecuente”.

¿CONTRADICTORIO?

Me reclama desde Suiza el paisano Manuel: “Eres muy explícito al señalar las fallas en el sistema financiero: está quebrado. De acuerdo contigo.

Pero cuando se trata de corregir sus excesos (limitar salarios, prestaciones y entitlements) parece que apoyas a las masas que los demandan. Tenemos una relantización de la economía global, y la medicina para corregir supuestamente el frenazo (Quantitative Easing o creación salvaje de “dinero” fíat, más el abaratamiento artificial y prolongado de las tasas de interés o ZIRP) culminó en un empeoramiento de la situación económica. Tenemos 7.6 Anglo-Trillones en bonos que rinden interés negativo.

Los gestores de ese capital prefieren obtener un resultado negativo que recibir un 2.4% en Treasuries o cero en oro. La emisión programada por el FED será de 1.8 Anglo-Trillones o sea 8.3% del PIB presupuestado. Si entráramos en una recesión, los déficit se dispararían 4% por encima del nivel actual, llevándonos a 10%-12% del PIB, o sea un record post Guerra. A quienes piden chichi sólo se les puede satisfacer emitiendo más deuda.

Eso es impensable. Hasta Putin fracasó al tratar de introducir reformas al sistema de pensiones. En Rusia, reprimes a las masas y ya. En Occidente, no se puede reprimir. ¿Acaso el futuro de la política será gobiernos totalitarios, ya que los democráticos son incapaces de imponer orden?”.

A propósito de que los gobiernos “democráticos” no pueden reprimir, pregúntale a Micron. ¡Claro que pueden! ¡Y lo hacen! Y a propósito de la aparente contradicción, piensa en un sistema financiero no ilusorio como el que padecemos desde 1913 (remachado en 1934, 1944, 1971, 2008).

Un sistema lento pero sano, basado en dinero real de oro y plata, no en este espejismo vertiginoso de “dinero” fíat, pura deuda virtual, dígitos en el éter, fantasmas sobre un fondo de espectros (currencies inasibles sobre cuatrillones de derivados apalancados) que todo mundo trata con el respeto que se merecen las cosas reales.

Esperemos por la vuelta de la humanidad a lo que, por abreviar, se conoce como “patrón oro”. Sólo en ese marco se puede enfocar racionalmente la cuestión planteada por el Manuel (y otras cien cuestiones similares o conexas).

¿ARDE PARÍS?

“Los verdaderos líderes detrás de los chalecos amarillos, que permanecerán en el anonimato, están enviando el mensaje de que controlan las calles, las cadenas de suministro, mantienen el orden, protegen lo que es bueno y destruyen las fuentes de deterioro social. Esta operación se está haciendo con precisión militar, con el objetivo final obvio del golpe militar. Los nacionalistas están a punto de tomar Francia.

Macron, además de una serie repetida de desastres políticos internos, demostró aún más su fidelidad permanente a las élites globalistas financieras al concebir un nuevo impuesto al petróleo en aras de una mayor sostenibilidad ambiental, una provocación negligente para el pueblo francés, ya sobrecargada por Impuestos y una falta severa de servicios gubernamentales. Este movimiento de Macron fue suficiente para desencadenar grandes protestas en Francia, las más grandes en más de 20 años, que no se detendrán hasta la renuncia del títere Macron”.
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2