×
Sergio Sarmiento
Sergio Sarmiento
ver +
Empezó su carrera profesional en la revista Siempre! a los 17 años, cuando era todavía estudiante de preparatoria. Obtuvo la licenciatura en filosofía con honores de la Universidad York de Toronto, Canadá. A los 22 años entró a trabajar como redactor en Encyclopaedia Británica Publishers, Inc. y dos años más tarde fue nombrado director editorial de las obras en español de la empresa.

" Comentar Imprimir
14 Febrero 2017 04:00:00
Nupcias y divorcios
Los mexicanos nos divorciamos cada vez más. En 1993 México registraba 4.9 divorcios por cada 100 matrimonios. Para 2015 se alcanzó un máximo histórico de 22.1 (INEGI).

Muchos mexicanos siguen contrayendo nupcias, pero la cifra está cayendo. De 585 mil 404 matrimonios en 2012 hemos pasado a 558 mil 18 en 2015. En cambio, los divorcios han aumentado: de 99 mil 509 en 2012 a 123 mil 883 en 2015.

¿Por qué nos divorciamos más? El fenómeno creció en el mundo en el siglo 20, aunque a últimas fechas se ha estabilizado. Hasta los años 50 los divorcios eran todavía una excepción en México y otros lugares del mundo. Muchos países católicos simplemente los prohibían.

México fue pionero en el divorcio entre países católicos. Venustiano Carranza lo legalizó en 1914. En Italia se permitió por primera vez en 1970, aunque en un principio sólo después de una separación conyugal de cinco años. En España, con excepción de un breve periodo en la República de los 30, permaneció prohibido hasta 1981. En Chile no se legalizó hasta 2004.

El divorcio en México era tan fácil en las décadas de 1950 y 1960 que muchos estadunidenses cruzaban la frontera para obtener un divorcio exprés en Ciudad Juárez o Tijuana. Los mexicanos, sin embargo, no se divorciaban con tanta facilidad. Las estructuras familiares eran más sólidas, pero además una mujer tenía enormes dificultades para sostenerse sin el apoyo de un hombre. Las cosas han cambiado gradualmente. Las mujeres mexicanas ya no están tan dispuestas a permanecer en un matrimonio intolerable sólo por los niños o por el temor de quedarse desprotegidas.

Si bien las tasas de divorcio aumentaron gradualmente en el mundo en siglo 20, se registraron grandes saltos en la Gran Depresión y durante y después de la Segunda Guerra Mundial. En los Estados Unidos el número se estabilizó en los años 80 y empezó a caer en los 90, pero en buena medida por una baja en los matrimonios. (http://www.randalolson.com/2015/06/15/144-years-of-marriage-and-divorce-in-1-chart/). México ha seguido esta tendencia de manera un tanto retrasada.

Las familias ya no son tan estables como lo fueron durante siglos o milenios. Hay quienes lo lamentan y sin duda hay razones para ello. La familia tradicional ha sido siempre un pilar de estabilidad, pero el aumento en los divorcios tiene una parte positiva. Muchas familias en el pasado se mantenían unidas no por amor o por respeto, sino por un ejercicio de autoridad del esposo. Las mujeres no podían escapar de una relación autoritaria o abusiva porque dependían económicamente del hombre o porque temían sufrir agresiones físicas. En muchos casos no eran más que propiedades del hombre.

Hoy es creciente el número de parejas que en vez de casarse deciden vivir en unión libre. No es ya inusitado que estas parejas tengan hijos y se comporten como cualquier familia. Tradicionalmente se optaba por esta relación cuando una de las partes tenía otro matrimonio, pero en muchos casos se trata ahora de decisiones personales o de pareja con las que se busca mantener una mayor libertad personal. En los últimos años, sin embargo, se han establecido reglas para las uniones libres, que son muy similares a las que se aplican en los matrimonios.

Hoy celebramos el amor y está bien que lo hagamos. Pero el amor debe expresarse en libertad. El divorcio puede ser tan importante para lograr relaciones amorosas satisfactorias como el matrimonio.

Menos descubrimientos

Los hallazgos de nuevos yacimientos de petróleo y gas han caído al punto más bajo de los últimos 60 años. En 2016 se hicieron 174 descubrimientos, comparados con 400 a 500 hasta 2013, según un estudio de IHS Markit citado por el Financial Times. Habrá escasez de petróleo en unos años.
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5 6