×
Jorge A. Meléndez
Jorge A. Meléndez
ver +

" Comentar Imprimir
22 Abril 2017 04:00:00
Planeta desigual
No sorprende la desigualdad en el mundo, pero impacta su tamaño.

Una distribución socialista de la riqueza sería que el 1% más rico tuviese el 1% del pastel. ¿Sabe cuánto tienen realmente? ¡50.8 por ciento!

El Reporte Global de la Riqueza, de Credit Suisse (CS) 2016 pinta una pirámide tremendamente desigual. En la cima están 33 millones de personas con patrimonios mayores al millón de dólares que tienen el 46% de la riqueza y son 0.7% de la población adulta.

El siguiente nivel incluye a 365 millones de adultos que tienen fortunas de entre 100 mil y un millón de dólares (md). Representan 7.5% del total y concentran 40.6% de la riqueza global.

¡86% de la riqueza del planeta en manos de solo 8.2% de los adultos!

Un terrible contraste con la base: 3 mil 546 millones de adultos (73% del total) tienen menos de 10 mil dólares y concentran apenas 2.4% de la riqueza.

Las regiones más ricas son Norteamérica y Europa. La primera con 36% de la riqueza y sólo 6% de los adultos, mientras que Europa tiene 12 por ciento de la población y 29% de la riqueza.

No sorprende que la pobreza más marcada está en África: 12% de los adultos (igual que Europa) y apenas el 1% de la riqueza.

El avance de China es sorprendente: tiene alrededor de 21% de los adultos globales. En el año 2000 concentraba 4% de la riqueza. ¿Y en 2016? 9.1%, ¡creció 128% en apenas 3 lustros!

Latinoamérica está en la media tabla: 8% de la población y 3% de la riqueza, un porcentaje estancado entre 2000 y 2016. Muy triste, pasa el tiempo y seguimos siendo la región del eterno futuro promisorio.

Desde una perspectiva de muy largo plazo, la desigualdad se ha ensanchado. The Rule.Org estima que hace 2 siglos los países más ricos tenían 3 veces más que los más pobres. Para los años sesenta, eran 35 veces más ricos. ¿Hoy? ¡Tienen 80 veces más riqueza! (vea un video en nuestros sitios)

Metámosle lupa a México. La encuesta ingreso-gasto 2014 de INEGI, revela que 10% con ingresos más altos acumula 35% del total, mientras que ¡50% más bajo apenas representa 21 por ciento!

Estas cifras son impactantes, pero se refieren al ingreso. El panorama en la distribución de la riqueza es aún más escalofriante.

De acuerdo con Wealth Insight (WI), 147 mil 895 millonarios en México (con activos que superan un millón de dólares) tienen fortunas que suman 751 mmdd. Entre ellos hay 2 mil 596 multimillonarios (con patrimonios mayores a 30 md) que tienen una fortuna promedio de 148 md.

Y claro, también están nuestros billonarios. Son 17 según Forbes y sus fortunas suman 116 mil 700 mdd. ¡el 7% de la riqueza de México!

La fotografía de la desigualdad en nuestro país se completa con los estimados de Credit Suisse: 1% más rico concentra 38% de la riqueza. Compare con otros países. ¿Australia? El 1% más rico concentra 22 por ciento. ¿Alemania? 32 por ciento. ¿China? 44 por ciento. ¿Rusia? ¡75 por ciento! ¿Francia y Canadá? 25 por ciento. ¿Estados Unidos? 42 por ciento. ¿Chile? 43 por ciento.

Si para muchos el presente es desigual, el futuro pinta peor. Por ejemplo el sitio Hurun Report estima que en el mundo existen 2 mil 257 personas que tienen fortunas superiores a mil millones de dólares que acumulan una fortuna conjunta de 8 billones de dólares, 11% del total global.

Bueno, pues este grupo de ultra ricos incrementó su patrimonio 16% durante el año pasado. Claro, pues las oportunidades que se les presentan son mejores que las de un mortal promedio.

Igual sucede en México. Wealth Insight estima que el número de multimillonarios (fortunas superiores a 30 mdd) crecerá en el país 13% para sumar 3 mil 60 en el año 2019. Ah, y por cierto también pronostican que para ese año habrá 26 billonarios, ¡50% más que hoy!

La riqueza de un país no debe espantar. Qué bueno que el trabajo sea recompensado y mejor aún si los millonarios generan empleos y más riqueza.

Lo que asusta es la desigualdad. Junto con el enorme cinismo, corrupción e ineficiencia de la clase política, crea un caldo de cultivo para problemas sociales. Un cáncer que hay que atacar con mejor educación, empleo, oportunidades y estado de derecho, ¿no?

Posdata. Los senadores nomás no entienden. Siguen gastando enormidades en asesores. El año pasado, $mil 32 millones de pesos en mil 413 personas para ser exactos. O sea, 60 mil 800 pesitos a cada uno TODOS LOS MESES. Así no se puede.

En pocas palabras.

“El problema no son las crisis, sino el aumento en la desigualdad”.

Robert Shiller, premio Nóbel de Economía
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2