×
Querida Ana
Querida Ana
ver +

" Comentar Imprimir
12 Abril 2019 03:25:00
Querida desvelo y enojo
Tengo 24 años y estoy divorciada y viviendo con mis padres. Acabo de continuar mi carrera de enfermera, pues la había suspendido cuando me casé y al nacer mi hija que tiene casi 2 años. Adoro a mi hija y es el motivo de mi vida y también de mis papás.

Mi problema es mi exesposo y ese problema no me deja dormir, pues estoy furiosa con él y con el sistema. Sucede que él es un alcohólico y también ha usado drogas. Eso yo no lo sabía cuando nos casamos, lo descubrí viviendo con él. Hasta tiene dos ingresos en la cárcel. Uno por haber derribado un árbol con su carro estando en estado de ebriedad y otro por insultos a la autoridad, también estando borracho. Y cuando estuvo detenido dio positivo en drogas. Perdió su empleo por la misma causa y actualmente está desempleado. Vive con una muchacha que conoció donde trabajaba. Hace dos semanas acudimos al juez familiar a pelear la custodia de la niña, fue la última audiencia y el juez le dijo que “le iba a dar otra oportunidad”, que la niña va a vivir conmigo pero él puede verla cada dos semanas, los domingos, llevarla con él de 12 del día a 6 de la tarde. ¿Qué está equivocado en nuestro sistema? Él está desempleado, es alcohólico, adicto a las drogas, no me ha pagado nunca la pensión alimenticia de la niña. ¡Y le permiten que la lleve con él cada dos domingos!

Yo soy una buena madre, trabajo, voy a la escuela para una especialidad, vivo con mis padres que adoran a mi hija y vivimos con holgura por ellos. No puedo entender las razones del juez para permitir que ese hombre tenga que ver a mi hijita sin que se le supervise. Comprendo que la vea, pero en mi casa. ¿Otra oportunidad? A mí me parece que ya tuvo suficientes.

Mientras él pueda llevarse a mi hija cada dos semanas, aunque sean unas horas, no voy a poder dormir. ¿Qué puedo hacer? Gracias.

DESVELO Y ENOJO

QUERIDA DESVELO

Y ENOJO:

Por ahora nada puedes hacer. Lo lamento. Manténte muy pendiente de lo que suceda con tu exesposo. Investiga y vigila. Quizás reincida (en el alcohol o en las drogas), y cuando eso suceda, acude de inmediato con el juez, en compañía de un buen abogado y pide que revisen el caso, el cual estará mucho más fuerte a favor tuyo. Dios las ayude.

ANA
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2