×
Querida Ana
Querida Ana
ver +

" Comentar Imprimir
02 Febrero 2019 03:54:00
Querida sin firma
Soy una mujer de 53 años. Soy la hija mayor de cuatro hijos. Crecí en una familia bien adaptada en la que tanto mi madre como mi padre fueron personas que supieron criarnos bien, tanto en el aspecto moral como cristiano, y desde luego nunca nos faltó nada en casa. Mi padre es un hombre culto, preparado, buen providente, inteligente y agradable. Es ingeniero y siempre supo darnos buen ejemplo. Mi madre fue cariñosa, dedicada a su familia, nunca hubo regaños con palabras altisonantes ni golpes de su parte. En fin. Fueron ambos ejemplares.

Ahora mi padre tiene 79 años y mi madre 76. Ellos siempre se amaron, eso demostraban, pero a partir de hace como 15 días comenzaron a pelear y a distanciarse, tanto que mi padre se fue a la semana a un departamento que ambos tienen en esta ciudad y que estaba desocupado. Nosotros notamos que su comunicación últimamente se había deteriorado. No conozco la causa. Le pregunté a mamá qué pasaba, pero no quiso decir nada. Mi hermano que me sigue habló con mi papá, pero estuvo muy cerrado. No creo que haya causa grave, pero de todas formas se separaron. Pienso que hace tiempo no gozan de los placeres de la vida, no iban a ninguna parte juntos, ni recibían visitas de familia ni amigos, solamente sus hijos íbamos a visitarlos. Me duele lo que pasa, porque siempre deseé que ellos disfrutaran juntos el tiempo que les queda de vida, que espero en Dios sean muchos años más.

Les dije a mi papá y a mi mamá que fueran a terapia, pero ambos rechazaron la idea. Estoy segura de que ambos comprenden y se dan cuenta de que en estos más de 50 años que tienen de estar casados, han cometido errores, pero que ninguno de los dos quiere dejar ir su coraje y su resentimiento, que está causándoles dolor y a nosotros angustia y preocupación. Económicamente ellos están muy bien, no va a faltarles nunca nada, pero aún así no puedo evitar que es una pena que vivan solos con este coraje y que no es saludable para ninguno ni para sus hijos.

Mi pregunta para usted es: ¿será demasiado tarde para que una pareja mayor llegue a un acuerdo y resuelvan sus problemas? ¿Estarían mejor separados? ¿Qué podemos hacer nosotros? Gracias.

SIN FIRMA

QUERIDA SIN FIRMA:

Es evidente que después de más de 50 años de feliz matrimonio, sus padres están teniendo choques de personalidad. Quién sabe desde cuando todo ese caudal de “coraje y resentimiento” se ha acumulado y ahora la presa se ha reventado. Pienso que una separación por unos cuantos meses podría ayudar a los dos a valorar de nuevo su matrimonio.

Así pues, pienso que es mejor que no hagan tanto esfuerzo por reunirlos por ahora. Permítanles desahogarse cada uno por su lado y reconsiderar si están mejor juntos o separados. Yo confío en que no pasará mucho tiempo antes de que él o ella inicien una reconciliación.

ANA
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2