×
Héctor Horacio Dávila
Héctor Horacio Dávila
ver +

" Comentar Imprimir
28 Noviembre 2018 04:00:00
¿Quién se dio cuenta?
Parece que nadie se dio cuenta y pasó totalmente inadvertido lo que el Congreso quiso hacer junto con el futuro Presidente. Cuando en el momento de la elección votaron 30 millones por él y tuvo una aceptación de 54.2% hablando del 1 de julio de 2018, cuando todos lo adoraban, ahora -a cinco meses- su aceptación ya bajó a 46.3%, 10 puntos abajo en popularidad y en no aprobación a sus reformas.

Estamos hablando de 5 meses y más de 10 puntos en pérdida de aceptación. Para que se den una idea, mis queridos lectores, Enrique Peña Nieto comenzó con un 52% de aceptación y terminó con 22%, quiere decir que en cada año perdió 5% de confianza con los mexicanos y “El Peje” solamente en 5 meses perdió 10 por ciento… ¡Imagínense cómo va a terminar…!

Al tema, al tema, me dicen mis queridos lectores. ¿Quién se dio cuenta de que querían poner a las Afores en un organismo oficial? ¿Qué quiere decir esto? Que querían que todos los ahorros de los trabajadores los manejara un ente de Gobierno, el que decidiría en qué invertir y en qué no, aparte de que qué tipo de rendimiento podría dar a los ahorradores de las Afores.

¿Qué tal? Nadie se dio cuenta de que querían nacionalizar o expropiar, o en pocas palabras, quedarse con la lana del ahorro de todos los trabajadores de México y, sin pedir permiso, ellos querían manejar ese dinero como quisieran, inclusive en proyectos sociales que no son ninguna inversión más que puro gasto.

Gracias a Dios no pasó esta barbaridad o imprudencia que querían hacer, pero realmente están tratando de gobernar con ocurrencias que no nos llevarán a ningún lado ni mejorarán el bienestar de los mexicanos.

¿Quién se dio cuenta de que ya desaparecieron el CPTM, mis queridos lectores? Se trata del CONSEJO DE PROMOCIÓN TURÍSTICA MEXICANA, y esto lo adelantó Luis Alegre Salazar, presidente de la Comisión de Turismo de la Cámara de Diputados. Ahora sus recursos se van a destinar al financiamiento del Tren Maya.

Para aquellos que no lo sabían, todos los turistas extranjeros que visitan vía aérea México tienen que pagar un derecho por entrar a nuestro país, del cual se recababan alrededor de 8 mil millones de pesos, de los que 10% se destinaba al Fondo Nacional de Fomento al Turismo, 20% al Instituto Nacional de Migración y el resto al CPTM.

Estamos hablando de 5 mil 600 millones de pesos que eran básicamente para la promoción de México en el exterior y así tener más turismo, y se lograron los objetivos porque subimos escaños a nivel mundial, al pasar del sitio 17 al sexto lugar, y además teníamos presencia en todo el planeta.

Se conocía a México a través de la mercadotecnia, de los banners en anuncios online, y ahora resulta que vamos para atrás, para que no vengan los turistas y gasten en nuestras playas, en todos los sitios turísticos de México.

¿Qué no se dieron cuenta que van a desaparecer ProMéxico? Como lo dice su palabra, promovía a México en todo el extranjero a través de las negociaciones empresariales; quiere decir que buscaba quién en el extranjero pudiera comprar productos hechos en México, como también representar al país en temas comerciales, en todo tipo de ferias agroalimentarias, plásticas, aeroespaciales, automotrices y de medicina, entre otras, así como “vender” en estas exposiciones al territorio mexicano por sus bondades como tener mano de obra preparada, centros logísticos y materias primas, entre otros. También ayudaba a los mexicanos a contactar con empresas que vendieran cierto material o equipo especializado para estar en las primeras ligas a nivel comercial.

Ahora resulta que las embajadas harán el trabajo de ProMéxico y el del CPTM. ¿Qué opinan, mis queridos lectores?
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2