×
El Marques
El Marques
ver +
Columnista Político Puedes escribirle a: [email protected] También manda tus comentarios a: twitter @_palaciorosa

" Comentar Imprimir
02 Agosto 2018 04:10:00
Quieren ver sangre
Integrantes de organismos de la sociedad civil, como Participación Ciudadana 29, de Torreón, dejaron en claro su idea respecto a los acomodos en el Sistema Estatal Anticorrupción. Durante un encuentro con Manuel Gil Navarro, presidente del Consejo de Participación Ciudadana del SEA, advirtieron que para darles el visto bueno y ver que el asunto va en serio esperan ver pronto a alguien en la cárcel.

Mientras tanto, Gil Navarro anda en la tarea titánica de explicar a los organismos ciudadanos de las distintas regiones que los efectos del Sistema Estatal Anticorrupción son a largo plazo. Además, advierte, “de qué sirve llevar a presuntos corruptos a prisión, si el problema de fondo seguirá vigente”. ¿El tiempo le dará la razón?
 
Platos rotos

En los tribunales laborales hay 109 juicios relacionados directamente con el Ayuntamiento de Saltillo y se originaron por despidos injustificados durante la Administración de Isidro López Villarreal. Las demandas correspondientes se presentaron entre 2014 y 2017, cuando Chilo y su camarilla desplazaron a burócratas sin argumentos de por medio, para acomodar a sus amigos y familiares.

Hubo casos de subdirectores y jefes de área que llegaron al cargo sin contar con experiencia e incluso sin tener idea del trabajo que iban a desempeñar. Bastó su cercanía con el entonces alcalde o algún otro privilegiado. 

Las consecuencias brotan y son las actuales autoridades quienes deben responder por los platos rotos.
 
Alerta incómoda

La solicitud de Alerta de Violencia de Género en Torreón que emitió la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim) pisó callos y causó comezón en el Ayuntamiento a cargo de Jorge Zermeño. Según el alcalde panista, la alerta surgió “porque alguien dijo que había alerta de género” y no necesariamente porque los varones torreonenses tengan por consigna humillar y agredir a cuanta mujer se les ponga en frente.

La reacción a los señalamientos de Zermeño llegó pronto en voz de Ariadne Lamont Martínez, una de las voceras de la Red de Mujeres de La Laguna, quien le recordó que no fue “alguien”, sino ese organismo el encargado de promover la medida, ante la creciente violencia en contra de mujeres y los feminicidios. El desencuentro entre Zermeño y activistas recién empieza.
 
Nada de recomendados

Quien pretende acabar con una vieja práctica en la Secretaría de Educación es el recién nombrado subsecretario de Educación Básica, Jorge Alberto Salcido Portillo. Todavía no se acomoda en sus nuevas oficinas y ya envió un oficio a las distintas dependencias, jefaturas de sector y escuelas primarias, secundarias y jardines de niños con la advertencia de que a partir del ciclo escolar 2018-2019 se prohíbe la asignación de lugares para alumnos recomendados.

“¡Ay, ajá!”, le respondieron de inmediato al funcionario, pues si algo funciona en las escuelas cada agosto y septiembre es precisamente el tráfico de asientos, especialmente en los planteles de alta demanda. ¿Peca de ingenuo el exsecretario general de la Sección 35 del SNTE?
 
Del IEC al mercado

Los efectos de no alcanzar el número de votos suficientes para el registro y el acceso a las prerrogativas. Luego de la debacle de “la chiquillada”, los partidos políticos despidieron a su personal y no todos encontraron acomodo en asuntos electorales.

Uno de ellos es Francisco Botello Medellín, quien dejó la comodidad del salón de sesiones del Instituto Electoral de Coahuila (IEC), en donde representó al ahora desaparecido Partido de la Revolución Coahuilense (PRC), a cargo de Abundio Ramírez Vázquez, para dedicarse al comercio de comida enlatada, específicamente de atún. Botello venía con Ramírez desde sus tiempos como dirigente del PRD en Coahuila.
 
Veladoras encendidas

Otros representantes de partidos políticos sin registro se refugiaron en la litigada, pero tienen veladoras encendidas a los magistrados del Tribunal Electoral del estado para que les permitan regresar. “La chiquillada” se resiste a quedar fuera del presupuesto y están pendientes sus impugnaciones en contra de la resolución del Instituto Electoral, que preside Gabriela de León Farías, en donde originalmente les negaron la solicitud de un nuevo registro, en la mayoría de los casos con nombre y fachada distinta a la anterior.

Finalmente, los interesados son los mismos dirigentes de los partidos políticos que perdieron el registro y si en el Tribunal de Valeriano Valdés Cabello les dan el sí, estarán de regreso “Abundios”, “Botellos” y otros personajes como Samuel Acevedo y Édgar Puente.
 
En el intento

Sólo en el intento quedó la estrategia del Partido Nueva Alianza para tratar de modificar el resultado de la elección federal del 1 de julio y rescatar votos a su favor de la alianza que tuvo con el PRI y el Verde Ecologista. La idea del partido de los profes era que los magistrados de la Sala Regional del Trife ordenaran la reapertura de los paquetes y el recuento de los votos, pues les late que en el conteo original se quedaron cortos, sobre todo en los distritos 3, de Monclova, y 7, de Saltillo, en donde el triunfo fue para Melba Farías, de Morena, Partido del Trabajo y Encuentro Social, y el priista Fernando de las Fuentes.

Nada de eso, le dijeron al Panal los magistrados que encabeza Claudia Valle Aguilasocho. Las cosas se quedan como están, incluyendo la pérdida de su registro.
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2