×
Sergio Sarmiento
Sergio Sarmiento
ver +
Empezó su carrera profesional en la revista Siempre! a los 17 años, cuando era todavía estudiante de preparatoria. Obtuvo la licenciatura en filosofía con honores de la Universidad York de Toronto, Canadá. A los 22 años entró a trabajar como redactor en Encyclopaedia Británica Publishers, Inc. y dos años más tarde fue nombrado director editorial de las obras en español de la empresa.

" Comentar Imprimir
15 Enero 2019 04:15:00
Robos al erario
Tanto el sábado 12 como el domingo 13 de enero estuvieron tomadas las casetas de cobro de la autopista escénica de Tijuana a Ensenada. Un grupo de activistas había desplazado a los trabajadores y cobraba aportaciones a los
automovilistas.

No es la primera vez que veo que esto ocurre. El 3 y 4 de noviembre de 2018, cuando también utilicé esa carretera, las casetas estaban también tomadas y el grupo que las había ocupado cobraba igualmente dinero. Tras preguntar a los residentes, me dijeron que esto está ocurriendo todos los fines de semana. Es un saqueo sistemático de Caminos y Puentes Federales de Ingreso, Capufe, una empresa pública, y por lo tanto del erario.

En el trayecto México-Acapulco se ha hecho también común que grupos de activistas, particularmente maestros de la CNTE o normalistas de Ayotzinapa, tomen las casetas y cobren el peaje o pidan aportaciones voluntarias. De esta manera financian sus actividades políticas y también sus gastos personales.

Capufe no informa de manera constante acerca de las pérdidas por las tomas de casetas, pero las cifras que se conocen son multimillonarias. En 2014, en un informe llamado “Toma de instalaciones 2014”, la dependencia reportó haber tenido pérdidas por 192 millones de pesos, pero sólo en 81 días, del 27 de septiembre al 30 de noviembre, por 385 tomas de casetas, con el 77.6% en Guerrero, Oaxaca, Estado de México y Distrito Federal. Esta forma de robo al erario parece haberse multiplicado en los últimos años debido a la impunidad. No hay información de que una sola persona haya sido castigada por tomar casetas o robarse el dinero que debería recaudarse en peajes.

No es este el único caso en el que el robo al erario es permitido o incluso promovido por grupos cercanos al poder. El Programa de Desarrollo del Sistema Eléctrico Nacional (Prodesen) informó que las pérdidas no técnicas de electricidad en 2017 ascendieron a 30 mil 325 millones de pesos. La mayor parte de este monto son robos y en este caso tampoco se sabe que se hayan aplicado sanciones.

Todo lo contrario. El presidente Andrés Manuel López Obrador prometió durante su campaña electoral que condonaría la deuda de quienes dejaron de pagar la luz en su estado de Tabasco a instancias de su propio movimiento político. Ya como presidente electo, en octubre de 2018, dijo en Villahermosa: “Borrón y cuenta nueva en el caso de la luz. No va a haber deuda, pero sí les pido que para adelante hay que cumplir. ¿De acuerdo?... Porque si no, nos desacompletamos”. Se ha calculado que este borrón y cuenta nueva le costará a la Comisión Federal de Electricidad, otra empresa pública, y al erario unos 43 mil millones de pesos.

El presidente López Obrador ha agradecido a los mexicanos su apoyo en la lucha contra el robo de combustible. En un video declaró este pasado fin de semana: “Muchas gracias de todo corazón por apoyarnos en la lucha del robo contra combustibles. Es una ilegalidad, una inmoralidad, un acto de corrupción que teníamos que enfrentar”. El Mandatario ha pedido también a los ciudadanos que no compren combustible robado.

Nadie puede estar en de-sacuerdo. Hay que acabar con el robo al erario. Por eso es importante que realmente sean detenidos y sancionados los responsables del robo de combustible, pero también los que roban electricidad y los que toman casetas de cobro para embolsarse los peajes. Estos robos también son una ilegalidad, una inmoralidad, un acto de corrupción.
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2