×
Guillermo Fárber
Guillermo Fárber
ver +
Guillermo Fárber (25 de septiembre de 1948, D.F.) estudió ciencias y técnicas de la información y una maestría en administración; se ha desempeñado como reportero, redactor, guionista en Televisión Independiente de México, comentarista político en Radio 13, radio Fórmula, Radio ABC, conductor de ¡Cámara con los grillos!, primer programa de periodismo puramente palamentario en la historia de la radio mexicana, editor del portal mexico.com, columnista político en publicaciones como Vértigo, Excélsior, Noroeste de Mazatlán y Culiacán, Sinaloa, Por esto!, de Yucatán, comentarista de televisión en Canal 40, coordinador de Información en el Instituto de Desarrollo de Recursos Humanos del gobierno del Estado de México, y en un sinfín de puestos relacionados con la comunicación y la mercadotecnia. Entre sus publicaciones se encuentran, Elogio d ela locura de un ave desairada, Costa-Amic, 1976; El mexicano diseñado por el enemigo, V Siglos, 1976; A imagen y semejanza (novela política), siglo XXI, 1992; Política de competencia en México: desregulación económica 1989-1993, FCE, 1993; Adiccionario del chacoteo, Sansores y Aljure, 1997; Fobaproa: bomba de tiempo (coordinador y coautor), Times, 1998; La nueva crisis de México (en colaboración), Aguilar, 2002; ¡Déjate de pendejadas!, Excélsior, 2003.

" Comentar Imprimir
10 Febrero 2017 04:00:00
Sarcasmos
Tras el puente Lupe-Reyes, viene el puente del 14 de febrero (día de san Valentín) al 10 de mayo: el puente Vale-Madres.

¿ACTIVO?

El Gobierno gringo acaba de publicar su informe financiero anual para el año fiscal 2016. Entre otras mil cosas delirantes (como que ooooootra vez reprobó el examen de sus auditores, la GAO, Government Accountability Office), registra que su principal activo es de $1.05 billones (anglotrillones), es decir, $1,050,000,000,000 dólares. Una megaburrada de lana. ¿Y sabes en qué consiste este fenomenal “activo”? No, no en edificios, terrenos, lingotes de oro o plata, portaaviones, misiles o tanques. No, nada de eso. Ese fenomenal “activo” no consiste en nada tangible, sino en puras promesas, IOUs, deudas por cobrar, deudas muy difícilmente recuperables: préstamos estudiantiles.

O sea, dinero que le debe una nube de jóvenes en su mayoría desempleados o subempleados que no tienen ni en qué caerse muertos fuera del sótano de casa de sus papás, mucho menos con qué pagar sus deudas. Dinero que es más que dudoso que el gobierno pueda recuperar jamás en una proporción razonable. Ah, pero se registra hasta el último centavo como “activo”. No, si por algo digo que la contabilidad es el arte de hacerse menso con números en partida doble.

ZARATUSTRA

El ingeniero regio Ove Ramírez Mena me envía su libro “El Gran Mediodía: interpretación de Así hablaba Zaratustra”. Se ve sumamente interesante (aunque nada fácil). Y no, el autor no es un profesor de filosofía de la UNAM, sino un ingeniero regio del TEC. Doblemente intrigante.

PREMIO PUÑETAS

Antes que te rías y te imagines un curioso torneo de aficiones solitarias, lee la nota: “El secretario de la Real Academia Española, Santiago Muñoz Machado, ha recibido el Premio Puñetas, concedido por la Asociación de Comunicadores e Informadores Jurídicos (ACIJUR)”.

Este galardón que otorga anualmente la ACIJUR tiene tres niveles de excelencia: Puñetas de Oro, Puñetas de Plata y Puñetas de Bronce. Además hay un galardón especial: Puñetas Periféricas. “En el terreno de la ironía, ACIJUR concede su premio ‘Vete a Hacer Puñetas’ que esta vez ha recaído en el espectáculo dado el pasado año por la clase política, que antepuso intereses personales y partidistas a los de los ciudadanos y durante un año fueron incapaces de alcanzar acuerdos para conseguir un gobierno”.

La ACIJUR se propone como objetivos “la defensa de la libertad de información, la defensa del periodismo serio y responsable, y la defensa de los derechos de los ciudadanos”.

PUÑETA

Este vocablo tiene para nuestra Madre Academia dos acepciones, femeninas ambas: encaje o vuelillo de algunos puños, y pejiguera, dificultad, molestia. Como locución adverbial se usa para desechar algo, o para despedir a alguien, despectivamente o sin miramientos. Mandar a hacer puñetas; o para manifestar que algo se ha estropeado o que un asunto ha fracasado. El televisor SE HA IDO a hacer puñetas. Mi ascenso SE FUE a hacer puñetas; para dar por terminado un asunto. Dejad el trabajo como está y a hacer puñetas, que ya es hora. Hacer, o hacerse, la puñeta significa masturbar o masturbarse. También se usa como interjección para expresar asombro o enfado.

PAN Y CIRCO

Juvenal hace referencia a la práctica romana de proveer trigo gratis a los ciudadanos romanos, así como costosas representaciones circenses y otras formas de entretenimiento como medio para ganar poder político a través del populismo. Julio César mandaba distribuir el trigo gratuitamente, o venderlo muy barato, a los más pobres, unos 200 mil beneficiarios. Tres siglos más tarde, Aureliano continuaría la costumbre repartiendo a 300 mil personas dos panes gratuitos por día”.

La idea de una renta ciudadana (ingreso universal garantizado, sueldo básico general o como desee llamársele) va por esta línea de mantener a las masas anestesiadas, aborregadas, dependientes y guardadas en casita, pero a los idiotas útiles de siempre se les llena la boca de conceptos como “justicia”, “equidad” y demás palabras rimbombantes y sonoras que en boca de esos demagogos pierden todo su sagrado significado.
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5 6