×
JC Mena Suárez
JC Mena Suárez
ver +

" Comentar Imprimir
23 Noviembre 2017 04:00:00
Se perdió la ilusión
Todas las compras que en el pasado se realizaban en diciembre ya han sido realizadas en el Buen Fin, el cual es la imitación del Black Friday, el Viernes Negro, como se le conoce a la campaña en la que los comercios estadunidenses hacen los mayores descuentos del año.

Con respecto a las ventas, ¿quién comprará ahora para la Navidad? Muchos aprovecharon el fin de semana pasado para comprar ropa, electrónicos, algunos juguetes para los niños e incluso obsequios navideños. Tal vez esta festividad decembrina será muy escasa en ventas, si acaso veremos que compran un regalo pequeño de 50 o 100 pesos para un amigo o algún intercambio.

Somos dados a imitar todo lo que venga de Estados Unidos. ¿Qué será después? ¿El Día de Acción de Gracias? Nuestra identidad se pierde conforme vamos adoptando nuevas tradiciones.

Hablando de la Navidad, antes las posadas eran otra cosa: la piñata, los buñuelos, los tamales, el atole, la tradición de pedir posada y los cantos; ahora son reventones o cenas de fin de año a las que malamente se les llama “posadas”, ya que carecen de todo sentido tradicional.

Muchas empresas hacen las cenas de fin de año para agradecer a los empleados que hayan estado apoyándolas durante todo el ciclo, sin embargo, la mayoría de las personas sólo espera la época de las “posadas” para irse de fiesta, se acabó el espíritu navideño, los villancicos, la tradición… Actualmente, los jóvenes viven muy deprisa, muchos no piensan pasar más allá de los 50 años, por ello viven al máximo y eso dista mucho del sentido de la vida…

Ya tampoco hay misas de medianoche, como antes, ahora las hacen a las 5 o 6 de la tarde, dicen que para que la gente se pueda ir a preparar la cena o a estar con la familia, pero todo el año podrían hacer la reunión. ¿Qué tiene de malo destinarle esa noche a la tradición?

Se acabó la ilusión, ya nos la quitaron y diciembre pasará como un mes más. ¿Qué nos irán a quitar después? ¿Qué nos quitarán el próximo año? Como dice Piporro, “yo no critico, yo sólo digo…”.

Como decíamos anteriormente, los reventones son puro reggaetón o cosas así, pura cerveza y eso hace muy peligroso salir en estas épocas. Las fábricas deberían hacer una cena de fin de año, reunir a todos los empleados y agradecerles, pero no deberían llamarles posadas ni cena de Navidad… Con tantos gastos la ilusión se está perdiendo, no dejemos que se pierdan nuestras tradiciones.
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2