×
Héctor Horacio Dávila
Héctor Horacio Dávila
ver +

" Comentar Imprimir
01 Noviembre 2017 04:00:00
Tiempo perdido
Tuvimos un periodo muy amplio para poder sacar adelante al país desde 1994, cuando se firmó el TLCAN. Tuvimos la oportunidad de crear nuestros propios productos y tecnologías a través de la innovación, pero han pasado 23 años y no hemos podido desarrollar nada, sólo destellos en algunas áreas fue lo máximo. Sabíamos que no iba a ser fácil el Tratado de Libre Comercio para lograr el crecimiento económico, pero teníamos la oportunidad de desarrollar nuestra propia tecnología.

Lo que sí sucedió y todo mundo sabe, es que somos un país maquilador con sueldos muy bajos y que no podemos subir por lo mismo de que las empresas internacionales nos fijan los precios a pagar porque no tenemos tecnología propia. Desaprovechamos del año 2000 al 2014, 14 años que se dicen fácil pero en los cuales hubiéramos crecido con nuestra propia tecnología y no lo hicimos. Fueron años con excedentes petroleros ¿y saben en qué se gastaron? EN GASTO SOCIAL, en dádivas, en asistencialismo social, que es el que le da el voto al que gobierna ahora.

El resultado es obvio: la industria no genera ningún valor agregado y por ende otorga sueldos muy bajos y no los ha querido subir, ya que Canadá y Estados Unidos comentan que hay que hacerlo y es válido. China ya lo hizo y es un país de mil 300 millones de habitantes y México, de 130 millones de habitantes. China es 10 veces más grande: si ustedes ven un puente en México, en China hay 10; si ven una carretera, en China hay 10 o más; y el PIB per cápita de los chinos es de 16 mil 172 dólares y el de México de 18 mil 393 dólares, un diferencial de apenas 2 mil 221 dólares, NADA comparado con una economía como la china que en un periodo de 20 años hizo lo que nosotros no pudimos hacer: crear tecnología y generar valor agregado en todas las ramas y con esto tener sueldos más competitivos.

México no ha tenido una política empresarial en más de 20 años, se la ha pasado cómodamente viendo el TLC y dizque ayudando al sector automotor. Es muy fácil explicar el bajo crecimiento económico: NO ES EL OBJETIVO DE LAS POLÍTICAS PÚBLICAS NACIONALES, ya que nunca se vieron los recursos para la investigación, la infraestructura e innovación, ya que todo se fue a gasto social, “VOTOS”, que podemos decir. Es una gran decepción haber dejado pasar la oportunidad de esos 14 años y aparte tener todas las reformas estructurales, pero México no ha podido superar el ingreso medio.

Tenemos que cambiar ese círculo y propongo que exista un desarrollo de proveedores eficiente y eficaz, además de apoyar la investigación básica que se requiere para sustituir importaciones y hacer la ingeniería inversa en los centros de investigación del sector público, para dar las patentes al sector comercial y a las empresas mexicanas y generar así más fuentes de empleo. Todo esto se puede lograr mediante un buen acuerdo entre los centros de investigación públicos y los empresarios, así como lo hicieron Alemania, Israel, Estados Unidos, Corea del Sur, Japón… ¿Qué nos falta? LA VOLUNTAD… Sí, la voluntad de hacer las cosas… ¿Ustedes qué opinan, mis queridos seis lectores?
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2