0
×
1
Redacción
Redacción
ver +

" Comentar Imprimir
29 Junio 2013 03:00:08
Una reflexión sobre el aborto
Por: Raúl Cárdenas Silva

En casos considerados atentatorios contra la madre o el hijo, la norma permite la interrupción del embarazo, hecho que implica un delito al cancelar una vida indefensa. Desgraciadamente no hemos avanzado lo deseable en renglones como la seguridad, la salubridad o los valores humanos, de forma que se logren minimizar los negativos resultados de tales omisiones; en efecto, las violaciones disminuirían si nuestra policía fuera más eficiente o si los involucrados fueran más precavidos o menos confiados y estuvieran debidamente informados; la madre no correría tanto riesgo si acudiese oportunamente a los servicios de salud; las inseminaciones artificiales no consentidas jamás deberían existir ya que se realizan engañosamente; finalmente, las malformaciones congénitas pueden reducirse informando sobre anticonceptivos, con los exámenes médicos prenupciales y la debida prevención sobre sus causales.

Los resultados de la despenalización del aborto deben tener un acucioso seguimiento, de forma que se pueda comprobar y difundir la supuesta bondad de la medida; debe informarse al prospecto de aborto visualmente lo que experimentará su hijo así como los riesgos probables del procedimiento quirúrgico y las potenciales secuelas psíquicas, morales o sanitarias que enfrentaría la frustrada mamá; las instituciones de salud pública, ¿Tendrán la suficiente capacidad técnica-operativa para atender esta nueva demanda? ojalá que los galenos competentes tengan la calidad humana requerida para atender a pacientes disminuidas emotivamente ¿Los asambleístas reformistas habrán considerado exhaustivamente la problemática expuesta?

Al respetar la decisión de la potencial madre se prioriza su deseo sobre la vida del bebé, negándole su derecho fundamental, argumentando que son dueñas de su cuerpo para hacer con él lo que quieran, sin considerar que el embrión no forma parte de su anatomía y que sólo está de paso, lo que hace injusta su decisión.

Procedimientos usados para abortar: Raspado uterino mediante una legra o cuchilla quirúrgica, cesárea o histerectomía, procedimiento parecido a una cesárea normal por el que se corta el cordón umbilical, dejando morir al bebé y extrayéndolo posteriormente, por succión, donde se aspira del útero el cuerpo desmembrado del producto; por inyección intraamniótica, se introduce una solución salina al 20% o suero glucosado al 50%, después de haber extraído de 10 a 300 ml de líquido amniótico; muerto el bebé, será expulsado antes de 36 horas; por perfusión de prostaglandinas, se inyecta por vía venosa ácido prostanóico que actúa sobre la contractibilidad de los músculos uterinos logrando la expulsión del feto, y aplicando antihormona RU-486, junto con prostaglandinas estimuladoras de la contracción del útero, que provocarán la expulsión del embrión.

Las principales causales por las que se practica el aborto son: la vergüenza para enfrentar a la sociedad, el temor a la reacción de los padres y la pobreza o incapacidad para atender a la criatura. Es imprescindible difundir los requisitos de las instituciones receptoras de bebés para adopción, lo que motivaría a evitar más asesinatos.
Imprimir
COMENTARIOS


9

1 2
  • 3 4
  • 0
6 7
8 9 0 1 2 90 91 92 93 94 95