×
Verónica Martínez García
Verónica Martínez García
ver +

" Comentar Imprimir
17 Octubre 2016 04:08:00
Una vez al mes
Hoy en día, el cáncer de mama es una de las enfermedades más comunes entre las mujeres de nuestro país y se ha convertido en la primera causa de muerte en la población mayor de 25 años, según datos de la Organización Mundial de la Salud.

Para el caso de Coahuila, nosotros ocupamos el primer lugar con la tasa más alta de mortalidad por cáncer de mama en mujeres mayores de 20 años, con 21 mujeres por cada 100 mil.

Este es un asunto muy serio y creo que todas y todos debemos prestar atención. Es cierto que el cáncer de mama no es una sentencia de muerte y existen mujeres admirables que han sobrevivido a él gracias a su fortaleza y a diversos tratamientos que ayudan a tener un control progresivo hasta erradicarlo, pero sin duda, lo mejor es prevenir. La prevención es el factor más importante, los riesgos de desarrollarlo empiezan con hábitos y estilos de vida, así como el conocimiento sobre la enfermedad, la sensibilización por medio de la autoexploración y posteriormente la revisión médica. Ser responsables de nuestra salud puede hacer la diferencia para la supervivencia.

Por eso en México se implementa una estrategia en la cual se promueve la autoexploración mamaria y la mastografía, tratando de cubrir a la mayor cantidad posible de mujeres, principalmente del grupo que tiene mayor riesgo de padecerlo.

Dentro del Programa Sectorial de Salud 2013-2018 se plantea la promoción y localización de acciones para la detección temprana de esta enfermedad, y como parte de las estrategias transversales con perspectiva de género se han desarrollado protocolos y códigos de conducta para los prestadores de servicios de salud, además de campañas permanentes, difusión de los servicios y factores de riesgo.

El cáncer de mama tiene un desarrollo generalmente gradual, así que si pones atención a los cambios de tu cuerpo, puedes acudir oportunamente a los servicios de salud ante alguna irregularidad.

La autoexploración debe hacerse una vez al mes y no requieres de mucho tiempo. Lo importante es que seas consciente del autocuidado y que no digas como decimos irresponsablemente “Eso no me va a pasar a mí”.

Sería bueno proponernos atender los llamados y las campañas que durante todo este mes realizan el Gobierno federal, estatal y municipal, las organizaciones de la sociedad civil, hospitales privados y organismos de salud dedicados a la detección temprana y combate oportuno contra el cáncer.

Tenemos que detener el reloj para evitar que cada 30 segundos se diagnostique una mujer con cáncer de mama. Cuídate y revísate.
Imprimir
COMENTARIOS



top-add