×
Dalia Reyes
Dalia Reyes
ver +
Comentarios a: [email protected]

" Comentar Imprimir
29 Junio 2018 04:00:00
Verdadero animal
La primera vez que vio una vaca en el campo me preguntó: ¿Verdad que las vacas vuelan, tía? No solté esa risotada automática que suelen emitir los adultos ante las inocencias de los chiquillos, porque ese asunto de la naturaleza siempre me lo tomé muy en serio.

Mi sobrino, entonces de cinco años, recién se había mudado a vivir a provincia. Desde su nacimiento habitó un pequeño departamento en una populosa colonia de la Ciudad de México, y era evidente que ningún documental, libro ilustrado o película infantil le mostraron la naturaleza en toda su realidad. Pasados veinte años de ese acontecimiento, creo que cada vez más son –y serán- los niños y los adultos que duden sobre las vacas, los osos y todo animal excediendo el rango de perro o de gato.

En el contexto de la televisión por paga, es una suerte encontrar canales cuyos programas divulgan, con la mejor intención, usos y costumbres de la fauna más simple, menos conocida, excesivamente peligrosa, poco abundante o en vías de extinción, sin embargo el verdadero comportamiento y la palpable realidad de esos animales será conocido por muy pocos; dentro de algunos años, por casi nadie.

Los documentales de oso negro, por ejemplo, los presentan desde su mejor perspectiva: El pelambre oscuro y brillante, el carácter irascible. En las montañas del noreste, estos ejemplares viven con menos lucidez porque les falta alimento, han tenido que tolerar la presencia humana a fin de hacerse con frutos cultivados. Suelen andar flacos y asustadizos al borde de las carreteras y entre los huertos.

Los felinos, siempre presentados en televisión con la magnificencia de su figura altiva, en los bosques norteños asolan las casas campestres, sus ruidos y figuras se han vuelto fantasmales comparados con los que conocieron los abuelos.

El verdadero venado ya no es altivo, sino escurridizo porque lucha para sobrevivir; el verdadero coyote se minimiza en número y presencia ante el poblamiento de su territorio. No es en televisión como se conoce al verdadero animal, pero sí es muy probable que para las siguientes generaciones, sea la única fauna de verdad por conocer.

.(Javascript debe estar habilitado para ver esta direccion de correo)
Imprimir
COMENTARIOS



  • 0
5 6 7 8 9 0 1 2