×
Vicente Bello
Vicente Bello
ver +

" Comentar Imprimir
08 Marzo 2019 04:00:00
“Ya basta de compararnos quién es más bonita que otra; estamos hasta la madre”
La Cámara de Diputados homenajeó ayer a la mujer en una sesión solemne, a propósito del Día Internacional de la Mujer que instauró la ONU el 7 de marzo de 1975 y para hacer entrega de la Medalla al Mérito Sor Juana Inés de la Cruz a la señora Ifigenia Martínez.

Nunca antes en San Lázaro se había homenajeado así a la mujer, por las mujeres mismas (18 diputadas, ningún diputado). He aquí partes medulares:

La diputada sin partido Ana Lucía Riojas Martínez: “Parece que solo después de ser violadas podemos decidir, y aquellos que todavía creen que somos de su propiedad ayer se sintieron con la autoridad y la legitimidad de decidir por nosotras. No están defendiendo ninguna vida, no se equivoquen, lo que están defendiendo es la injusticia, es la desigualdad. Lo que están defendiendo es un Estado hipócrita”.

La perredista María Almaguer Pardo: “México ocupa el tercer lugar en la región con 89 feminicidios infantiles, de los 614 que se han presentado entre 2013 y 2016. El feminicidio contra niñas de 0 a 17 años en México, aumentó un 72 por ciento en los últimos 4 años.

“Tenemos el desafío del embarazo en adolescentes, 77 nacimientos por cada mil jóvenes de entre 15 y 19 años de edad. Los embarazos conocidos como muy tempranos del grupo de edad de 15 a 14 también van en aumento en casi 27 por ciento”.

Del PT, Clementina Marta Dekker Gómez: “El hecho de que tengamos casi la misma proporción de legisladoras y legisladores en representación de los ciudadanos que confían y nos dan voz y voto, es gracias al esfuerzo de las luchas de mujeres como Elvia Carrillo Puerto, Herminia Galindo, al Primer Congreso Feminista en 1916, también al Congreso Feminista de 1923, entre otras”.

La panista Annia Sarahí Gómez Cárdenas, dijo: “Quiero aprovechar esta tribuna para condenar desde aquí las nefastas declaraciones del súper delegado de Veracruz, Manuel Huerta, en contra de este sector de la sociedad. Señor delegado, no solo no ha entendido el impacto que tienen las estancias infantiles, sino que además usted se atreve a denostar a las empleadas domésticas”.

María Wendy Briceño Zuloaga, de Morena: “Durante distintas administraciones el Estado mexicano fue omiso y cómplice de dinámicas de corrupción que permitieron los abusos e impunidad contra las mujeres. Sumidos en un doble discurso, los gobiernos aparentaron el respaldo de los derechos humanos internacionales a favor de las mujeres, mientras que sus políticas neoliberales fomentaron las desigualdades económicas y sociales que recrudecieron las brechas de género y la violencia estructural contra nosotras”.

Habló entonces Luz Estefanía Rosas Martínez (sin partido): “En México ser mujer sigue siendo un peligro. De acuerdo a ONU Mujeres, en los últimos 25 años ocurrieron más de 35 mil defunciones de mujeres mexicanas con presunción de homicidio; 7 mujeres son asesinadas diariamente en el país; 2 de cada 3 mujeres han experimentado algún tipo de violencia; 41 por ciento de las mujeres mexicanas han sido víctimas de violencia sexual en alguna etapa de su vida; 6 de cada 10 agresiones contra mujeres en la vía pública son de índole sexual; 15 por ciento de las mujeres entre 15 y 30 años que han solicitado empleo, les fue requerido un certificado de no embarazo o fueron despedidas por embarazarse”.

La perredista Mónica Bautista Rodríguez: “El acoso sexual, la violencia y la discriminación contra las mujeres han acaparado los titulares y el discurso público”.

Y la del PES, Nayeli Salvatori: “Como mujer, como madre, esposa e hija, quiero decirles que la igualdad de género es fundamental para el desarrollo de cualquier sociedad. No obstante, las mujeres sufrimos discriminación, ya sea institucionalizada por ley o en la práctica, incluso en países con leyes que garantizan la igualdad”.

“…Ya basta de compararnos quién es más bonita que otra. Basta de nosotras mismas insinuar que si una tuvo un logro es porque se fue a acostar quién sabe con quién”.

“Basta de decir que una es mejor que otra, basta de juzgar a las madres solteras, basta de criticar a la mujer que vive libremente su sexualidad, basta de castigar y señalar a la mujer que decide sobre su propio cuerpo”.

“No lo digo a nombre del grupo, lo digo a nombre de Nayeli Salvatori. Yo también estoy hasta la madre. De ser llamada mala madre por ejercer mi profesión. Estoy hasta la madre de subir una foto en redes sociales y que me tundan con insultos, porque soy feliz con mi cuerpo. Estoy hasta la madre de vestir entallado y que piensen que lo que quiero es sexo”.

“Estoy hasta la madre de que me digan que he estado con muchos hombres, como si ellos llevaran mi conteo. Estoy hasta la madre de que me llamen vulgar, porque un hombre se oye más cagado que una mujer diciendo groserías. Estoy hasta la madre de que seamos estereotipos”.

“Hoy más que nunca, unámonos y cuidémonos. No es feminismo ni machismo, lo único que queremos es una sociedad en donde hombres y mujeres seamos libres y tengamos las mismas oportunidades”.

“Mujer, si te quieres acostar, acuéstate. Si quieres tomar, toma. Si te quieres divorciar, divórciate. Si te quieres quedar en casa, quédate. Si quieres gritar, grita. Si quieres decidir interrumpir tu embarazo, tú mandas sobre tu cuerpo. Si quieres pelear, pelea. Pero pelea por todas nosotras. No estamos solas, nos tenemos las unas a las otras. Yo también estoy hasta la madre, y juntas vamos a hacer historia”.

(Continuará)
Imprimir
COMENTARIOS



5 6 7 8 9 0 1 2