×
Dan T
Dan T
ver +
[email protected]

" Comentar Imprimir
26 Mayo 2020 04:00:00
¡Ya pa qué, Gatell!
Escuchar Nota
Pobre Hugo López-Gatell: debe estar muy triste porque ya no podrá seguir echando rostro. Y es que después de casi tres meses de que comenzó en México la pandemia del coronavirus, por fin el subsecretario apareció en público con un cubrebocas. Sin duda, él es culpable de que mucha de la gente que ande sin protección en la calle, dado que el funcionario que debería poner el ejemplo, ¡jamás usó mascarilla! Y lo peor no es eso: a solo cinco días de que comience la reapertura del país, López-Gatell dijo que se debe usar todos los días y en todos lados el cubrebocas. ¡Ya pa’ qué! Si eso lo hubiera dicho y hecho desde marzo, a lo mejor, tal vez, no tendríamos hoy 7 mil 633 muertos. Se me ocurre.

Apláname esta curva

“Estamos aplanando la curva”. Eso nos ha dicho López-Gatell desde hace ya varias semanas y nomás no acaba de aplanarse la maldita. Se supone que para estas fechas debería estar plana como milanesa, pero los mexicanos la seguimos viendo más empinada que la cuesta de enero. Cada semana el funcionario nos vuelve a decir la misma mentira: “ya mero llegamos, ya mero acabamos”. Pero la realidad es que estamos muuuy lejos de decirle adiós al coronavirus, porque ahora salieron con que todavía nos falta la mitad de la “curva epidémica”. ¡La mitad! ¿Y entonces por qué vamos a abrir los restaurantes y los comercios el 1 de junio? ¿Será que AMLO tiene un plan malévolo para que se mueran los que se tengan que morir y así no tener que estar dándole apoyos a todo el mundo? ¿O será simplemente que no supieron hacer las cuentas y ahora nomás le están haciendo al cuento?

¡Milagro en Walmart!

El SAT logró lo que parecía imposible: que Walmart pagara lo justo. No es salarios, pero al menos lo hizo en impuestos, pues la empresa tuvo que soltar un cheque por 8 mil millones de pesos, incluidas multas y recargos. Esa lana se la debía Walmart a los mexicanos desde hace seis años, cuando vendió sus restaurantes Vips y, en lugar de pagar lo que le correspondía al fisco, se quedó con el cambio. Ahora ya solo falta que esos desgraciados paguen sueldos justos, porque son la principal cadena explotadora, no solo en México sino en todo el mundo. Y otra cosa: ojalá que cuando paguen sus impuestos los manden a la caja más lenta que haya en el SAT, para que sientan lo que se siente comprar en Walmart.

¡Qué mamuts!

En las obras de la terminal “avionera” de Santa Lucía encontraron restos prehistóricos. Resulta que ahí donde el amado líder quiere construir su aeropuerto patito, justo ahí, fueron hallados los restos de al menos 60 mamuts. Es curioso porque hasta ahora no había nada más mamut que la 4T y los únicos colmillos más grandes que se conocían eran los de Manuel Bartlett, que por cierto los tiene bastante retorcidos dado que fue íntimo de Carlos Salinas de Gortari. Y, bueno, para huesos los que se han repartido en el Gobierno de AMLO los familiares de la secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde; y la de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval. Le consiguieron chamba hasta al perico.
Vámonos con un chiste de elefantes, porque no tengo de mamuts.
Le dice un elefante a otro:

- “Estoy convencido de que el tamaño no importa”.

- “Pues dirás lo que quieras, Héctor, pero tu relación con la hormiga no va a acabar nada bien”.
Imprimir
COMENTARIOS