×
hace 2 meses
Juan Carlos García / Enviado

Su hábito es la comedia

Agencia Reforma

Satiriza 'The Land of Steady Habits' el mundo masculino, luego de un divorcio.

Imprimir
Retirado, separado y soltero. Anders Hill (Ben Mendelsohn) imagina que su vida sin Helene (Edie Falco) será un gozo total, pero quizás no.

En The Land of Steady Habits, película de la directora Nicole Holofcener (Orange Is The New Black) que se estrena hoy en Netflix, todo aquello con lo que sueña el especialista en finanzas poco a poco se le va escurriendo de las manos, en su nueva casa en un lujoso barrio de Westport, Connecticut.

"Es muy cierto eso que dicen que no cantes victoria antes de tiempo, y a Anders le sucede eso. Se declara ganador de una batalla al divorciarse de su esposa e irse a vivir a una casa como él la quiere. Pero no anticipa cómo se sentirá.

"Todo esto lo vemos en un tono de comedia, incluso fársico, por las situaciones que se le presentan y para las que se sabe vulnerable e, incluso, incrédulo, poco conocedor. Claro, no quiero decir mucho porque lo que quiero es que la vean", señaló el actor en entrevista.

Y así es como entra en el cuadro Barbara (Connie Britton) y el nuevo amor de su ex mujer, personas que lo hacen dudar de sus decisiones y que lo hacen replantearse qué busca en la vida.

"Todo está contado a través de un punto de vista masculino, con un entendimiento femenino. Porque soy mujer y siempre ha habido bromas sobre lo polarizadas que podemos ser las mujeres en muchos aspectos, pero hay hombres que son más polarizados en sus expresiones sentimentales", afirmó Holofcener.

Este largometraje, que se estrena a nivel global en la plataforma de streaming, fue presentado en el Festival Internacional de Cine de Toronto.

"Adoré la experiencia de verla con público en vivo, y de apreciar su reacción. Aunque también creo que seré muy feliz viéndola en Netflix porque le llegará al público de todo el mundo. Es como si hubiéramos obtenido un distribuidor mundial", indicó el protagonista.

En el relato aparece Sophie (Elizabeth Marvel), la mejor amiga de Helene, y quien fue muy cercana a Anders mientras los dos estuvieron casados, además de Charlie (Charlie Tahan), el hijo de la primera, y quien se mete en embrollos no más por el gusto de no pasar desapercibido.

Cuando Preston (Thomas Mann), el hijo de Anders y Helene, le cuenta a su padre la nueva vida que está haciendo su mamá, el atribulado nuevo soltero la empieza a pasar mal y se da cuenta de que fue un error haberse comprometido a pagar una hipoteca de una casa donde terminará viviendo la nueva pareja de su ex.