Piedras Negras, Coah. - Con el fin de evitar la muerte en pacientes que por su alto índice de obesidad presentan problemas cardiovasculares, diabetes y presión arterial alta, el IMSS ofrece la cirugía del bypass gástrico, la cual se ha realizado ya en lo que va del año más de 20 pacientes.

Clemente Puente Faccio, director de cirugía del Hospital General de Zona número 11 del IMSS, informó que esta alternativa se aplica en pacientes mayores de 18 años de edad que tienen un índice de masa corporal de más de 40 kilos por metro cuadrado, o por lo menos más de 35 si se tiene alguna enfermedad como diabetes o cardiovascular.

Precisó que contrario a lo que se piensa, el bypass gástrico no es una cirugía de tipo estética, más bien es de tipo médico al ser necesario para disminuir el riesgo de que un paciente con obesidad mórbida fallezca, debido a alguna complicación derivada de su grave problema de peso.

Destacó que el IMSS ha canalizado en los cinco años unos 500 pacientes a esta cirugía que se realiza en Monterrey.

“El paciente viene y lo evaluamos, hacemos una cita en cirugía endócrina en Monterrey, donde lo analizan y lo preparan para operarlo”, indicó.

“Desde que lo mandamos en lo que los operan dos meses a más tardar, a veces hasta el día siguiente lo realizan como sucedió con un paciente que tenía ya un problema respiratorio severo debido a su obesidad”, subrayó.

Puente Faccio explicó que los derechohabientes que pueden acceder a esta cirugía del bypass gástrico son pacientes con obesidad mórbida mayores de 18 años de edad.

El bypass gástrico, enfatizó que es una opción ante el problema de salud nacional que representa la obesidad no solamente con comorbilidades asociadas como la diabetes, la presión alta, el colesterol alto, triglicéridos altos que son la causa de mortalidad en los pacientes obesos.

“No es la cura de la diabetes o de estas enfermedades, ésta disminuye el riesgo hasta en 80 ó 90 por ciento de los casos”, apuntó.
Señaló que el paciente obeso tiene el doble riesgo de tener problemas cardiovasculares y si aparte es diabético, con colesterol, triglicéridos o fuma, hace que el riesgo aumente en gran medida.

¿COMO SE REALIZA?

El bypass gástrico, explicó el jefe de cirugía del HGZ Número 11 del IMSS, Clemente Puente Faccio, es una operación que se hace sobre el tubo digestivo, específicamente sobre el estómago y tiene como principal finalidad el restringir la cantidad que puede ingerir de alimento el paciente.

“El estómago se divide en dos partes, el paciente no puede comer más de lo que debe de comer”, indicó.

Precisó que con la cirugía se elimina más del 80 por ciento del estómago y se hace un puente para que éste evacue la comida rápidamente al intestino.

“No pasa todo por el intestino para ser desechado”, apuntó.

Y es que subrayó que la finalidad es que los alimentos que el paciente con bypass ingiere no se absorba en su totalidad, con esto controla el peso.

“El efecto que tiene es lo que logra el control metabólico”, puntualizó.