×
NOTAS MATUTINAS MÁS LEÍDAS
hace 9 meses
[Arte]

A dibujar el amor

Christian García

Zócalo recomienda cinco cómics que han tratado el sentimiento amoroso en poderosas historias

Imprimir
A dibujar el amor
Saltillo, Coah.- El amor ha sido motivo de literatura desde el inicio de la palabra. Historias de fidelidad como la de Penélope y Ulises en la Odisea; de tragedia como la de Romeo y Julieta, de Shakespeare; o de magia como la de Berén y Luthien de J.R.R. Tolkien, han plagado miles de páginas. Aún así, ¿qué hay del amor en otros medios?

Este 14 de febrero, Zócalo recomienda algunos cómics que tienen en su viñetas dibujos del amor en sus distintas facetas.

LUCHAR POR AMOR

La idea de luchar por el amor de una chica es algo que Scott Pilgrim se tomó muy enserio dentro de su cómic. Escrito y dibujado por el canadiense Bryan Lee O’Malley, la divertida saga de seis tomos cuenta la historia que el veinteañero Scott tendrá que pelear contra siete malvados exnovios para conquistar de una vez por todas a Ramona Flowers, la chica de sus sueños.

A través de los ojos de Pilgrim conocemos un Toronto más cercano a un juego de video que a la realidad, pero también problemas muy cercanos a la generación a la que pertenece O’Malley, así como los retos que enfrenta una pareja que planea dejar todo atrás y tomarse su relación en serio.

Scott Pilgrim es, además de una poderosa y divertida historia de amor, una oda escrita para toda una generación de personas que ven en la cultura pop su forma de vida y preservación del mundo. Un cómic recomendado para los fracasados que desean acercarse a una chica y decirle “I’m in lesbians whit you”.

ROMANCE Y JUVENTUD

Un sentimiento que oprime el estómago, que impide proferir una sola palabra ante el motivo que lo provoca, es lo que le sucede al personaje de Enn en la historieta Cómo Hablar con las Chicas en las Fiestas, del legendario escritor y guionista de cómics Neil Gaiman.

Acompañado en los lápices y colores por los hermanos Fábio Moon y Gabriel Bá, Gaiman relata la historia de Enn, un chico tímido, y su amigo Vic, un joven apuesto y galante, quienes llegan a una fiesta en donde las chicas pululan como estrellas en el universo.

Con diluidos colores en acuarela que bailan en tonos fríos,como el rechazo de una mujer, hasta cálidos y ardientes como el primer beso de amor, Cómo Hablar con las Chicas en las Fiestas se transforma en un catálogo de rarezas.

En sus páginas se encuentran los ojos del cosmos y el amor enloquecedor de una pelirroja que se ha convertido en versos... ¿o será al revés? “No puedes escuchar un poema sin que este te cambie”, dice la joven del cabello de fuego, y no puedes amar a nadie sin esperar una transformación.

PASIÓN SALVAJE

El Lobo Feroz no lo es tanto cuando Blanca Nieves lo acaricia. Esta es una de las parejas más extrañas que el escritor Bill Willingham forma en su historieta Fábulas, la cual comenzó en 2002 y terminó de publicarse en 2015 con 150 números detrás.

La relación entre Feroz y Blanca Nieves no fue fácil, pues tuvieron que pasar cientos de años para que se concretara.

Aun así, el lobo nunca desistió en su afán por salir con la mujer que tenía “el cabello más negro que el ala de un cuervo” y es, en el arco argumental llamado Una Historia de Amor, en el que conocemos la razón de la locura amorosa del infame canino por la hermosa Blanca.

Esta relación y el fruto de ella, marcan un tortuoso camino en el futuro de la madura pareja, que tendrá que enfrentarse a todo con tal de seguir juntos. Una idealizada forma de decir que el amor no es sencillo, pero cuando lo tienes, vale la pena pelear por él con dientes y garras.

MELANCOLÍA

“El amor feliz no tiene historia” plantea el pensador Denise de Rougemont en su libro Amor y Occidente, ¿pero esta idea funciona cuando la historia transcurre en el viejo Japón oriental? De nueva cuenta el inglés Neil Gaiman narra en su libro Los Cazadores de Sueños una vieja fábula nipona.

Aunque técnicamente es un libro ilustrado y no un cómic, la narrativa de un tono pausado y poético transporta al lector al país oriental de hace mil 200 años para contar el amor que se da entre un joven monje budista y el poderoso y travieso espíritu de una zorra.

Las ilustraciones de Yoshitaka Amano le confieren a la narrativa una atmósfera onírica y de suave melancolía, que va en aumento a lo largo de las 120 páginas de la obra.

La mágica fábula plantea también la cuestión del amor entre seres distintos, e incluso en planos diferentes de la realidad, pues es en el sueño en donde los mundos de los mortales, los espíritus y los dioses se pueden unir libremente.

“Puedo ser astuta. Y puedo ser valiente. Y moriría por él”, le dice confiada el pequeño animal a la representación del Sueño mismo.

EL UNIVERSO EN JUEGO

El amor es un sentimiento tan poderoso que puede darle forma al mundo, la relación entre dos personas puede cambiar todo el rumbo de una civilización, pero también de un universo. Esto es lo que plantea Gaiman en su cómic Historias en la Arena, que forma parte del segundo arco argumental de la serie The Sandman.

El cómic explora, como una suerte de cuento tribal, la destrucción de la primera ciudad del mundo: una utopía africana que se ve exterminada por la relación que mantiene su reina Nada, con Kai’Cul, el rey de los sueños. Un amorío que está prohibido por viejas leyes cósmicas y que harán que “este amor no resulte bien para ninguno de los dos”, como le dice Nada al viejo y orgulloso Señor de los Sueños.

Esta aseveración por parte de la mujer mortal, traerá consecuencias a lo largo de toda la epopeya cósmica, que poco a poco transforma The Sandman a lo largo de sus casi 2 mil páginas.

Para muestra, está uno de los diálogos del narrador del cuento: “el amor no forma parte del mundo de los sueños, el amor pertenece al deseo, y el deseo siempre es cruel”.
TAGS RELACIONADOS:
  • comics
Imprimir
te puede interesar
similares