Tags: violencia en piedras negras, sacerdotes, iglesia, coahuila, alonso garza treviño


Piedras Negras, Coah.- Atenta delincuencia contra la iglesia: Tres sacerdotes han sido amenazados en torno a su trabajo.

Además de haber sido víctima de la delincuencia, luego de un robo al interior de su domicilio en septiembre de 2009 y amagado hace un año mientras viajaba por carretera; el obispo de Piedras Negras, Alonso Garza Treviño, señaló que cuando menos tres sacerdotes de la diócesis han recibido amenazas.

Sin precisar qué presbíteros, ni los motivos por los que fueron amenazados, Garza Treviño, estableció que la inseguridad que atenta contra la sociedad y mantiene atemorizados a los habitantes, ha alcanzado a la iglesia.

“Lo que reconozco es el valor de nuestros sacerdotes, que a pesar de las amenazas, han decidido continuar con su responsabilidad”, expresó monseñor.

Esta semana, el obispo Alonso Garza, fue testigo de los alcances que ha tomado el ambiente de inseguridad que prevalece en gran parte del territorio nacional, del cual Piedras Negras no está exenta, al encontrarse esta semana, en medio de un fuego cruzado.

Asimismo, recordó que con anterioridad también se registró cerca de su domicilio una balacera.

Con este suman cuatro los hechos de inseguridad, que le ha tocado experimentar, situación que le permite comprender más a su pueblo, subrayó.

“No es posible vivir así, añoro los problemas que vivíamos hace tres o cuatro años, cuando a lo más que llegábamos era a ser víctimas de robos, hoy necesitamos un basta, a está violencia tenemos que despertar, es tiempo que cada quién haga lo que le corresponda, las autoridades y nosotros como sociedad, somos más los que estamos de este lado”.

La Diócesis de Piedras Negras, que lidera Monseñor Alonso Garza Treviño, está comprendida por 24 parroquias, dos santuarios, cuatro rectorías atendidos por 53 sacerdotes, que dan atención en su conjunto a poco más de medio millón de fieles en la región norte de Coahuila.