México.- La producción nacional de carne de bovino se incrementó 193 mil toneladas, como resultado de los programas de la Sagarpa a favor del sector pecuario, coincidieron autoridades y productores del rubro.

Dicho aumento se registró al obtener un millón 503 mil toneladas en 2003 y subir a un millón 696 mil toneladas en 2009, informó la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) en un comunicado.

El coordinador de Promoción Comercial y Fomento a las Exportaciones de la Sagarpa, Gabriel Padilla Maya, y el presidente del organismo México Calidad Suprema (MCS), Juan Barrio Aguirre, destacaron que también han crecido las exportaciones.

Al presidir el lanzamiento de la campaña de México Calidad Suprema titulada "Nuestra Carne 2010", refirieron que mientras en 2003 se vendían al extranjero cuatro mil 766 toneladas de productos cárnicos, en 2009 se comercializaron más de 35 mil toneladas en el exterior.

Gabriel Padilla dijo que el reto que tienen los productores nacionales es aprovechar los nichos de mercado que se abren en otros países.

Además informó que en los próximos dos meses se participará en las ferias y exposiciones de Canadá, Rusia y China, donde quedará demostrada la calidad sanitaria e inocuidad de los productos del campo mexicano.

Se pretende lanzar una fuerte campaña de promoción en los mercados europeos y asiáticos y demostrar que los alimentos mexicanos cumplen los estándares de calidad más estrictos, para ser comercializados en los mercados más exigentes del mundo, refirió.

En tanto, Juan Barrio destacó que pese a los tiempos inciertos en materia económica, la producción de ganado tendrá resultados exitosos, lo que favorece a Veracruz, Jalisco, Chiapas, Chihuahua, Sinaloa, Baja California, Michoacán, Sonora, Durango, Coahuila y Tabasco, entre otros.

La Sagarpa aseveró que en la actualidad se ha iniciado un proceso de recuperación de la economía nacional, ante lo que el reto más importante continúa siendo la competitividad y, en este sentido, el factor innovación tecnológica, en todos los aspectos que se involucran en el negocio ganadero, es imprescindible.