Tags: guatemala, estados unidos, desnutrición, alimentación


Guatemala.- El gobierno de Guatemala anunció hoy que reforzará la lucha contra la desnutrición crónica que afecta a millones de guatemaltecos, gracias a la cooperación financiera y técnica de Estados Unidos.

El embajador estadunidense, Arnold Chacón, oficializó una contribución de 200 millones de dólares para la iniciativa Alimentando el Futuro, que financiará acciones del programa Hambre Cero, impulsado por el gobierno guatemalteco.

Los fondos serán destinados a proyectos para combatir el problema de la desnutrición en 30 municipios de los departamentos de Quiché, San Marcos, Huehuetenango, Totonicapán y Quetzaltenango, en beneficio de familias que padecen extrema pobreza.

El presidente Otto Pérez Molina ratificó el compromiso de su gobierno de utilizar los fondos de la iniciativa estadunidense de manera efectiva y con la mayor prioridad para las familias que más requieran el apoyo.

Los fondos de la cooperación estadunidense serán invertidos en acciones contra la desnutrición, de acuerdo con un plan que se cumplirá del 2012 al 2018 en 30 de 166 municipios (de un total de 334), considerados por el gobierno entre los más pobres del país.

La pobreza afecta a la mayoría de los 14.5 millones de habitantes de Guatemala. Sin embargo, en algunas áreas rurales –donde predomina la población indígena- el flagelo alcanza a más del 80 por ciento de los habitantes, según datos oficiales.

Guatemala se ubica entre los países más afectados por la desnutrición infantil en el mundo. De acuerdo con reportes oficiales, la desnutrición crónica afecta a casi el 50 por ciento de los niños guatemaltecos menores de cinco años.

Fuentes oficiales indicaron que los fondos (200 millones de dólares) serán ejecutados en su mayoría por la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo (Usaid), en coordinación con entidades y autoridades locales, como la Secretaría de Seguridad Alimentaria y Nutricional.