México.- Aunque se había implementado un sistema de organización por parte de los fans, en donde tan sólo 320 habían logrado ingresar a las vallas colocadas por el hotel St Regis para dicha firma, cerca de dos mil curiosos se quedaron a presenciar la salida del líder y vocalista de la banda, lo que provocó la curiosidad del cantante.

Alrededor de las 16:50 horas Bono y The Edge salieron del hotel para una vez más convivir con sus seguidores; sin embargo, la curiosidad por ver la convocatoria de gente, hizo al vocalista salir hasta la lateral de Paseo de la Reforma y provocar que la gente ingresara hasta el estacionamiento del hotel, se arremolinaran hacia Bono, provocando empujones y preocupación por parte del equipo de seguridad de U2.

Al percatarse de ello, los elementos de policía buscaron la manera resguardarlo, llevándolo al interior del hotel. Tras unos minutos la firma continuó y Bono volvió a salir.

Veinticinco minutos trascurrieron desde su salida y el par de músicos concluyó con la mano en alto, despidiéndose aún al pie de la camioneta que los llevaría hasta el Coloso de Santa Úrsula en donde cerca de 100 mil fans aguardaban la segunda entrega de 360° tour en México.