Tags: seguridad, frontera, frontera, frontera, frontera, dif, dif, dif


Frontera, Coah.- Como regalo de cumpleaños por su décimo aniversario, Joan Israel Cruz Chapa de la colonia Occidental se perdió en las ferias de San Buena debido a una discusión con su mamá Aleida Lizeth Cruz Chapa, Seguridad Pública lo encontró y a través del DIF Frontera fue devuelto a su madre, quien dijo ya no poder controlarlo a pesar de la terapia sicológica que recibe en CAIF, lo que obliga a las autoridades municipales a mantener visitas domiciliarias para constatar que Joan esté en su casa.

Sin un reporte del niño perdido en Seguridad Pública de Frontera ni en el DIF, autoridades municipales se percataron del problema cuando recibieron el oficio del DIF San Buena, informando los pormenores del caso, ya que el pequeño permaneció en los separos de la Policía hasta ayer en la mañana cuando llegó al DIF de Frontera.

Erik Santillán, trabajador social del DIF Frontera, explicó que llegó una patrulla de San Buena para entregarles al niño, junto con el oficio avisándoles el motivo y de que Joan Israel les dijo dónde vive y el nombre de su progenitora.

“Al asumir la responsabilidad del niño, nos informamos en Seguridad Pública local si tenían el reporte de algún niño perdido y no hubo nada, porque aquí en el DIF tampoco nos reportaron algo, así que fuimos al domicilio y encontramos a su familia”, dijo.

Apoyados por policías municipales arribaron a la calle Pedro Pruneda No. 501 de la colonia Occidental, de donde salió Aleida Lizeth Cruz Chapa, y dijo que tras “discutir” con el niño al llevarlo a las ferias, el menor decidió irse por su cuenta, asegurando que lo buscó hasta las 5:00 de la mañana, pero como traía tacones y a otros 2 de 4 hijos que tiene, decidió regresar a su casa.

“Yo no voy a ceder a caprichos (de él), sé muy bien cómo se pone porque recibe medicamento controlado, se pone agresivo y muy rebelde conmigo, mi esposo me habló (al celular) preguntándome por qué no regresaba a casa y le dije que Joan se me había perdido y me dijo que me regresara, porque aparte ya se me habían dormido
los otros dos niños chiquitos que llevaba”, narró Aleida Lizeth de 25 años.

Dijo que es frecuente que Joan salga de su casa para irse con la vecina, Rosario Zamora, por eso no sigue su tratamiento médico, y batalla para llevarlo a las terapias sicológicas en CAIF.

Relató que el niño padece “Déficit de Atención” pero como tiene tres hijos más Aarón de 8 años, Jonathan de 5 y Marely de tres, y trabaja en Lear no puede prestarle la atención necesaria.

Agregó que su actual pareja y padre de los dos hijos más pequeños, no tiene un trabajo estable.

Sobre si pidió apoyo a los policías de las ferias, reconoció que por cuenta propia lo buscó, pero sin resultados así que regresó a su casa confiando que Joan, como otras veces, llegaría por su cuenta a su hogar.

El Trabajador Social del DIF señaló que reportaron el caso a la Procuraduría de la Familia para sentar el precedente.