Múzquiz, Coah.- Las “pulgas” siempre han representado una opción para las personas que no quieren gastar mucho ya que se pueden encontrar cosas muy económicas, desde una simple prenda de vestir hasta aparatos eléctricos, sin embargo, cuando pensaban que con la derrama de aguinaldos se repuntarían las ventas, la verdad es que no han mejorado ni en un 30 por ciento.

Así lo dio a conocer Estela Martínez, vendedora desde hace más de 12 años en la pulgas de esta ciudad, tras señalar que los daños que causó el huracán “Alex” en el mes de julio significaron grandes gastos y por ello la gente no acude a la pulga a realizar sus compras.

Dijo que hace 5 años, como cada fin de semana la llamada “pulga” se observaba llena de personas comprando, ahora las cosas han cambiado un poco, ya que los visitantes no llenan el largo pasillo como antes.

La crisis no sólo ha afectado a los comercios formales, para los “pulgueros” también ha sido difícil mantener las ventas aunque no han sentido tanto ya que de todas maneras siempre hay gente que compra algo, “la verdad sí han bajado las ventas un poco, antes se podía ver tan lleno que no podían ni caminar, ahora no tanto, pero de todos modos hemos podido mantener las ventas y ai’ sacamos algo”, comentó.

La vendedora dijo que lo que les salva es que se vende de todo y por ejemplo, los domingos muchos negocios no abren, acude la gente por curiosidad y siempre terminan llevándose algo, lo que sea, “para lo que venden comida o aguas frescas las ventas no han caído, ya que es algo que siempre se ve lleno, y se debe a que muchos de los visitantes tienen la costumbre de acudir sólo a comer”, finalizó.