Saltillo, Coah.- Cada una de las regiones de Coahuila se destaca por la actividad económica que en ella se desarrolla, en algunas zonas impera más la metalmecánica, el hierro y acero, los textiles, la automotriz y los metálicos no ferrosos y sus productos, en algunas de ellas se combinan varias actividades o predomina solamente una de ellas.

Esta situación influye directamente en la economía local, pues ésta depende de los vaivenes que presente el clúster que impere en la zona, un ejemplo más reciente de cómo ello impacta a la economía regional, fue la crisis económica que se presentó entre 2008 y 2009, donde un sector muy afectado fue el automotriz y de autopartes a nivel mundial, pero sus consecuencias también se dejaron sentir en la Región Sureste de Coahuila donde hubo despidos en esta industria y se implementaron paros técnicos, pero también es cierto que tras empezar una recuperación en la economía, este fue uno de los primeros que empezaron a palparla y por ello empresas instaladas en la región empezaron a recuperar sus niveles de producción y a recontratar personal.

De acuerdo a Invest Coahuila sobre el perfil económico de las diferentes regiones que hay en el estado, en el caso de la Región Norte, compuesta por los municipios de Acuña, Allende, Guerrero, Hidalgo, Jiménez, Morelos, Nava, Piedras Negras, Villa Unión y Zaragoza, se caracteriza por el gran establecimiento de la industria maquiladora y empresas dedicadas a la extracción de carbón, entre ellas MICARE y las plantas termoeléctricas generadoras de energía.

Por su parte, la Región Carbonífera integrada por los municipios de Juárez, Múzquiz, Progreso, Sabinas y San Juan de Sabinas (Nueva Rosita) se caracteriza por las grandes extracciones de diferentes materiales como son carbón minera, fluorita, celestita y estroncio, cuenta también con un crecimiento en la industria maquiladora; las principales actividades económicas están en la industria de la transformación, el comercio, servicios, minería y construcción.

A su vez, la Región Centro-Desierto está compuesta por los municipios de Abasolo, Candela, Castaños, Cuatro Ciénegas, Escobedo, Frontera, Lamadrid, Monclova, Nadadores, Ocampo, Sacramento, San Buenaventura y Sierra Mojada, se caracteriza por una industria metalúrgica y por grandes fundiciones de acero, hierro y aluminio, entre las empresas emblema de la zona está Altos Hornos de México.

Por su parte, la Región Laguna integrada por los municipios de Francisco I. Madero, Matamoros, San Pedro de las Colonias, Torreón y Viesca, se caracteriza por ser una región privilegiada en el ramo agrícola, además por las grandes compañías manufactureras textiles, de autopartes y metal-mecácnica.

REGIÓN SURESTE

De acuerdo a Invest Coahuila, la Región Sureste, compuesta por los municipios de Arteaga, General Cepeda, Parras de la Fuente, Ramos Arizpe y Saltillo, se caracteriza por ser un polo de desarrollo industrial orientado a las exportaciones, debido a que cuenta con importantes plantas de fabricación de autopartes y ensamble de automóviles; mientras que en la actividad económica de la región, la industria representa el 45.42% , el comercio y servicios el 28.84%, otras actividades el 17.04%, la construcción el 8.41% y la minería el 0.28 por ciento.

La Región Sureste de Coahuila se caracteriza por una amplia diversidad de industrias de la transformación que han contribuido al desarrollo de la zona, entre las primeras que ayudaron a detonar el clúster automotriz en la región están General Motors y Chrsyler, asimismo el año pasado la región entró también al sector de tractocamiones con el inicio de operación de la planta Daimler Trucks, asimismo ligadas a ellas se tiene en la región un sinnúmero de proveedores que trabajan para ellas y para otras plantas del sector automotriz en el país.

De la importancia que dicho sector tiene no nada más a nivel local, sino también en el país, lo dicen las cifras que daban a conocer a finales de mayo pasado durante el arranque del Auto Show Coahuila 2010, ahí se señalaba que Coahuila produce uno de cada cuatro vehículos ensamblados en México y uno de cada tres tractocamiones.

EL SECTOR AUTOMOTRIZ EN COAHUILA

En Coahuila la industria automotriz genera el 37.8% del PIB del Estado, asimismo la entidad representa el 25% de la industria automotriz en el país, 70 mil empleos dependen de dicha industria en la región, así como más de 300 empresas y 40 mil empleos directos conforman la industria de autopartes del estado.

Sin embargo, este sector no quedó exento de las afectaciones que se presentaron a raíz de la crisis económica que se vivió entre finales de 2008 y principalmente durante 2009, por lo que no solamente el país, sino también la región fue impactada en ello.

En el arranque del Auto Show Coahuila 2010 que se realizó en mayo pasado, el presidente de la AMIA, Eduardo Solís, reconocía que la industria automotriz en 2009 pasó una de las peores crisis en su historia a nivel mundial, pero aún con ello en México generó el año pasado 14 mil 500 millones de dólares en divisas netas y es el principal empleador dentro del sector manufacturero donde también aporta el 21% de las exportaciones.

“El sector automotriz tiene un potencial enorme, pero hoy la está pasando mal, vendemos en nuestro país alrededor de 760 mil autos, cuando hace 10 años vendíamos un millón, no solamente no hemos crecido, el mercado interno ha ido a la baja y uno de los elementos más importantes para esta baja ha sido la entrada de autos usados de procedencia extranjera”, comentaba.

En el caso de Coahuila además de resentir una baja en la producción de unidades por parte de las plantas ensambladoras y con ello de sus proveedoras durante el mayor impacto de la crisis, también las distribuidoras de automotrices presentaron una baja en sus ventas, en la entidad se cuenta con 54 concesionarias que generan 3 mil empleos, en 2003 registraban una venta de 18 mil 103 unidades, contra las 15 mil 805 que registraron en 2008 y que representó una baja del 13 por ciento.

Dicha situación llevó a que a finales del año pasado se generará en Coahuila un Programa de Reactivación de la Industria Automotriz a través de un decreto que permitió otorgar apoyos económicos a los contribuyentes del Impuesto Sobre Automóviles Nuevos e Impuesto Sobre la Tenencia o Uso de Vehículos, beneficios que aún siguen vigentes.

Ese tipo de acciones, sumadas a que la economía durante los primeros meses del 2010 presentó una mejoría, ha ayudado que los sectores afectados principalmente por la crisis económica el año pasado, hayan empezado a crecer, entre ellos la industria automotriz, aunque todavía no recupera los niveles que tenía antes de la crisis.

De acuerdo a datos sobre el crecimiento en el empleo de la delegación del IMSS en Coahuila, en el caso de la Zona Saltillo al 31 de diciembre de 2009 se contaba con 165 mil 461 trabajadores permanentes y eventuales, sin embargo, al 31 de agosto de 2010 las cifras llegaron a los 184 mil 487, lo que significó un crecimiento de 19 mil 26 plazas entre diciembre del año pasado y agosto de este año.

Sin embargo, la crisis que vivió principalmente el año pasado la Región Sureste ante la afectación que tuvo el sector automotriz y de autopartes por la situación mundial, vuelve a plantear la necesidad de apoyar el crecimiento de algunos otros clústers en la región, a fin de que la actividad económica no se vea tan afectada por situaciones que si bien son mundiales, dejan un impacto en la economía regional no nada más en el sector industrial, sino también el de comercio y servicios.