Tags: zitacuaro, subprocuradora, policía, polémica, michoacán, maría de la luz hernández pacheco, baile erótico


Agencia Esquema/Zitácuaro, Mich.- Mientras el trabajo quedaba rezagado y la gente esperaba ser atendida, la Subprocuradora María de la Luz Hernández Pacheco se divertía en horas de oficina y en las mismas instalaciones con un Stripper, es decir, le bailaba eróticamente un Policía Municipal, uniformado y con el rifle colgado al cuello.

Las imágenes revelan lo anterior, fotografías y videos, las carcajadas se escuchaban en otras áreas de la misma Subprocuraduría, y es que, parece ser que la funcionaria inauguró un salón que era para las juntas, como de diversión, porque se aprecia al uniformado de la Dirección de Seguridad Pública Municipal de esta localidad bailando, Hernández Pacheco le toma por atrás al policía.

También otras mujeres que acompañan a la funcionaria hacen lo mismo, se divierten, tocan al policía y éste parece que ni el arma larga le pesa porque, prefiere bailar y estar rodeado de mujeres que realizar su trabajo cuidando a la ciudadanía, realizando patrullajes por diversos puntos de la ciudad, como si la delincuencia estuviera a la baja en esta zona del estado.



El día de esa celebración, cuya fecha no especificó la fuente informativa, las oficinas quedaron semi abandonadas, sólo las personas que no eran allegadas a la Subprocuradora estaban trabajando, el resto disfrutaba del aprendiz de Stripper que se retorcía como culebra de río, aunque, quién sabe si el alcalde ya sepa de estas actividades que realiza este sujeto que no tiene idea de lo que significa portar un uniforme de policía, es decir, el juramento que hizo cuando lo dieron de alta seguramente fue el de servir a la sociedad, aunque ya seguramente se le olvidó.

Pero, los que tuvieron conocimiento de lo que sucedía se preguntan si, el director de Seguridad Pública también se prestó a este jueguito al mandar al elemento a bailarle a la Subprocuradora, lo que más bien tanto el presidente municipal como el procurador tendrían que investigar qué es lo que está pasando en el oriente michoacano, en donde los mismos subalternos de esa señora María de la Luz Hernández Pacheco se quejan de ella, de la forma en que los trata, los humilla, les grita delante de la gente pero, a pesar de que Plácido Torres Pineda, titular de la PGJE ya tiene conocimiento de ello, no ha hecho nada al respecto, afirmaron los inconformes.

Incluso, señaló la fuente informativa que la titular de la Subprocuraduría tenía un Ministerio Público consentido, Salvador Bolaños, quien también olvidó que sus compañeros de otras agencias tienen el mismo cargo, pero como era protegido por Hernández Pacheco se sentía con autoridad para llamarle la atención a los demás y llevar chismes de ellos para que los castigaran.

Prueba de esto es que, desde la llegada de la licenciada María de la Luz como Subprocuradora ya corrió a dos directores de averiguaciones, a un médico legista, a una directora administrativa, en fin, tiene atemorizado al personal porque los amaga con ponerlos a disposición de Visitaduría, en donde por cierto, Salvador Bolaños ya tiene un procedimiento pero como estamos en Michoacán, no pasa nada.

Por si fuera poco, la semana pasada le pidió a los ministeriales encargados de algunos distritos, que llevaran dos cabezas de res cada uno para organizar una comida a los presidentes municipales de esta región y según ella, "tener buenas relaciones".