Tags: tricolor, selección de méxico, rafael márquez, mundial, futbol, deportes, coahuila, brasil 2014


Santos.- Desterrado en 2012 de la selección de México, el veterano defensa Rafael Márquez parecía que se encaminaba a un plácido retiro pero las turbulencias en el Tricolor le han dado una última oportunidad para ser el líder que necesita en el Mundial.

A los 35 años, el excentral del FC Barcelona y Mónaco sigue siendo señalado por una parte de la afición mexicana por algunas expulsiones en momentos clave con la selección.

Pero el técnico Miguel Herrera está convencido de que un equipo joven como el suyo no puede permitirse dejar en casa a un jugador de esa experiencia, con cuatro Mundiales a sus espaldas.

El zaguero es el jugador mexicano que acumula más partidos mundialistas con 12, por delante del exarquero Antonio Carbajal, que jugó cinco Copas del Mundo.

"Traer a Rafael Márquez ha sido un impacto importante en los muchachos, es un tipo al que sus compañeros respetan mucho y lo ven como un líder natural", ha recalcado Herrera.

El técnico, que fue contratado para clasificar a Brasil-2014 en el repechaje tras un calamitoso hexagonal, le ha dado los galones de capitán y ha dispuesto un esquema defensivo a su medida.

Ahora juega en la posición de líbero con dos centrales a sus lados para aprovechar su limpia salida de balón y su pase en largo.

"Rafa Márquez es el mariscal, el comandante en jefe, es el tipo mas inteligente, más lúcido, más técnico", sentencia para la AFP el exdelantero mundialista mexicano Luis García.

El técnico confía en que, en su cuarto y último Mundial, Márquez no vuelva a dejar al equipo con 10 jugadores en el momento en el que más se le necesita.

El central vio una innecesaria cartulina roja en la derrota ante el archirrival Estados Unidos en los octavos de final de la Copa del Mundo de Corea y Japón-2002 y en la Copa de las Confederaciones de 2005 ante Argentina.

"Creo que llega en un muy buen momento, en buen ritmo, maduro y esperemos que siga demostrando su capacidad de líder, ese que queremos adentro de la cancha", sostuvo "El Piojo" Herrera.

- El mejor Márquez -

La carrera de Márquez dio un giro inesperado el año pasado. El jugador que ganó todos los campeonatos posibles con el FC Barcelona decidió marcharse a la liga estadounidense, elegida por muchas figuras para pasar sus últimos años a un menor nivel de exigencia.

En junio de 2012 el entonces seleccionador José Manuel de la Torre dejó de convocar a quien era capitán desde 2002, como parte de una estrategia para rejuvenecer el plantel.

Después de más de 100 partidos como internacional, en los que levantó una Copa de las Confederaciones (1999) y dos Copa Oro (2003 y 2011), la carrera en el Tricolor de Márquez ya se dio por finiquitada.

Pero a inicios de 2013 el defensa protagonizó un inesperado regreso al fútbol mexicano de la mano del modesto club León, en el que acababa de entrar como accionista Carlos Slim, uno de los hombres más ricos del mundo.

En los siguientes meses, Márquez mejoró el gris rendimiento que había mostrado en el New York Red Bulls y alcanzó un gran estado de forma llevando al León a conquistar los últimos dos campeonatos de liga mexicanos.

"Hace un año no estaba en buenas condiciones pero hoy me parece que no se le llama por su historial sino porque esta caminando de forma pulcra, excelente", le reconoció Luis García.

El mejor defensa de la historia de México tiene aún varios retos por delante. Ha renovado por un año más con el León y en Brasil-2014 seguirá engordando su récord de partidos jugados en Copas del Mundo.