Tags: violencia, seguridad de san luis potosí, san luis potosí, procuraduría general de justicia en el estado, narcotráfico, guerra contra la delincuencia organizada, ejecución, delincuencia organizada


San Luis Potosí.- Por primera vez desde 2006 en que se declaró la guerra contra la delincuencia organizada, el Estado rebasó las 200 ejecuciones en un año con el asesinato de dos hombres en el municipio de Soledad de Graciano Sánchez.

La Procuraduría de Justicia reportó el primer crimen alrededor de las 17:00 horas del domingo en el andador Tarahumara, en la Colonia Hogares Ferrocarrileros, Segunda Sección.

El homicidio se cometió en contra de un joven de aproximadamente 30 años, quien fue rafagueado con armas de AK-47, por hombres que a bordo de una motocicleta dispararon en su contra.

Posteriormente, a las 20:00 horas, se denunció que en las calles de Tenochtitlan y Lázaro Cárdenas, en Hogares Ferrocarrileros, Tercera Sección, de un vehículo escurría sangre, por lo que las autoridades se trasladaron al lugar.

Personal de la Procuraduría General de Justicia en el Estado acudió al lugar y el agente del Ministerio Público ordenó que abrieran la cajuela, encontrándose con un cuerpo de un hombre de aproximadamente 30 años, y a su lado había una cartulina de la delincuencia organizada, cuyo contenido no fue revelado.

En ambos casos, se movilizaron los cuerpos de emergencia, Policía Estatal, Ministerial y Servicios Periciales de la Procuraduría de Justicia.

De acuerdo al conteo periodístico, con estos homicidios ya suman 201 en lo que va del año, que tienen algún vínculo en la lucha contra el crimen organizado.

Los municipios que registran mayor número de homicidios son Soledad de Graciano Sánchez, Ciudad Valles y San Luis Potosí.

En los últimos tres meses se ha cometido más de la mitad de los homicidios de todo el años, pues en agosto se registraron 44 defunciones; septiembre, 42 y lo que va de octubre, 32; para un total de 118 crímenes.

De acuerdo con las autoridades de Seguridad Pública y Justicia del Estado, la división de los Zetas ha generado este incremento de violencia nunca antes visto en la entidad, con decapitaciones y personas colgadas en puentes.