Tags: saltillo, q. roo, niña encadenada, méxico, fraccionamiento villas otoch, dif, dif, dif, derechos humanos, coahuila, cancún


Cancún, Q. Roo.- Una cadena de un par de metros y un pequeño candado era lo que la sujetaba a una puerta de su domicilio. Los vecinos ya la habían visto desde hace días en esas condiciones, hasta que la tarde del pasado sábado se atrevieron a reportar el caso a las autoridades del DIF. Es una pequeña de 11 años de edad.

A las 15 horas, las autoridades de Seguridad Pública recibieron el reporte que en un domicilio del fraccionamiento Villas Otoch, se encontraba una niña encadenada con signos de maltrato.

Los oficiales cuando llegaron al domicilio se entrevistaron con una trabajadora social del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF), quien les informó que ella había solicitado el apoyo de la fuerza pública para asegurar a una menor de edad que era maltratada por sus padres.

La trabajadora social dijo que recibieron un reporte que en dicho domicilio había una menor que estaba siendo maltratada. Cuando llegó al domicilio constató que la menor estaba encadenada de la cintura, donde tenía un candado y el otro extremo de la cadena estaba sujetado a la puerta.

Por ese motivo solicitaron la intervención de las autoridades policíacas, así como el apoyo de paramédicos de la Cruz Roja para que fuera valorada la menor.

Con una cizalla tuvieron que cortar el candado, los socorristas determinaron que no era necesario trasladar a la niña a un hospital, ya que las lesiones que tenía eran leves.

La pequeña fue trasladada a las instalaciones de la Secretaría Municipal de Seguridad Pública y Tránsito, y posteriormente la pusieron a disposición del DIF municipal para resguardar su integridad física. De los padres, las autoridades no informaron si se encontraban en el domicilio.