Tags: tabasco, suicidios cibernéticos, suicidio, méxico, internet


México, D.F.- Unos segundos bastan para que un adolescente divulgue en las redes sociales el día y hora en la que se suicidará, con la encomienda de que alguno de sus amigos suba el video casero a las redes sociales. En México cada año se presentan siete casos como el anterior, a los que se les denomina suicidios cibernéticos, según el Instituto Hispanoamericano de Suicidología.

Alejandro Águila, director de dicho centro de salud, alertó que los jóvenes mexicanos han optado por utilizar principalmente YouTube, aunque también Facebook y Twitter para mandar a todos sus conocidos el mensaje suicida.

Los especialistas han registrado más de una docena de videos en los que incluso puede advertirse las sustancias, los lugares o las formas en las que los jóvenes acabarán con su vida, publica Milenio.

En la mayoría de los casos, los videos estudiados son de personas que se encuentran solas en ese momento y que presentan un grado elevado de depresión, pero también localizaron en la red algunas grabaciones realizadas por grupos que optaron por suicidarse en colectivo por ideales, protestas o miedos, como sucedió hace unos meses en Tabasco.

"El suicidio en internet es la forma en la que los jóvenes se hacen notar, de decir: soy alguien, quiero que me conozcan aunque sea a través de mi muerte. Entonces anuncian en varias páginas que tal día y hora se van a suicidar, que podrán verlos a través de la computadora y esta es una modalidad muy violenta de acabar con su vida", dijo Águila.

El especialista precisó que los suicidios estudiados no son montajes, como sucede en otras partes del mundo donde la gente se suicida ingiriendo ácido y simulan que se están deshaciendo. Todos los casos estudiados tienen detrás una familia y una investigación de las autoridades.

El video más antiguo encontrado por el Instituto Hispanoamericano de Suicidología data desde hace siete años, aunque la gran mayoría son recientes.

"Hemos detectado que por la red se suicidan hasta siete personas al año en México, sobre todo en el Distrito Federal, asimismo tenemos dos de Guadalajara.

Sin embargo, el caso más preocupante se realizó en Tabasco, donde un chico decidió quitarse la vida junto con dos amigas en un hotel. "Los tres jóvenes grabaron todo, uno a otro mientras se suicidaban. El último tuvo tiempo de subir el deceso colectivo a la red. Todo fríamente calculado".

En México, el suicidio se convirtió en la segunda causa de muerte en niños y jóvenes entre los 15 y 24 años de edad. El INEGI reportó 5 mil 105 decesos de este tipo en 2011 y se espera que en 2012 esa cantidad se eleve 75%, siendo las mujeres quienes más lo intentan y los varones quienes más lo logran.

El psiquiatra Jesús Quezada explicó que se han dado casos donde los mismos compañeros graban dentro de las instalaciones de planteles públicos y privados el suicidio de algún compañero o amigo.

"No se puede negar que los jóvenes se están matando dentro de los planteles" y lo lamentable es que a estos jóvenes se les cataloga de drogadictos. "Se sabe que 65% cursa con depresión, y más de 80% no se trata o abandona el tratamiento", explicó el especialista.

Por lo regular, los videos muestran a jóvenes varones llorando, muy enojados, que culpan a sus padres, tíos, maestros y compañeros de lastimarlos. Suelen lanzar insultos.

Antesala del suicidio

Por lo regular, los actos suicidas obedecen a cuestiones de depresión, problema mental que causa pérdidas por más de 9 mil millones de pesos a dependencias públicas y privadas por ausentismo laboral; sin embargo, sigue sin ser atendida por las autoridades sanitarias, alertó Voz Pro Salud Mental.

"En México existen más de 4 millones de trabajadores que han padecido depresión en su vida laboral y se han ausentado por lo menos dos días al mes, lo que se traduce en un gasto inadecuado a las empresas por 780 mdp mensuales. El gasto crece cuando la persona que padece depresión no ha sido diagnosticada o esconde los síntomas", señaló Gabriela Cámara, presidente de Voz Pro Salud Mental.

"Al realizar un análisis por género se mostró que las mujeres sufren casi el doble de depresión (14.4%), en comparación con los hombres (8.9%), sobre todo por el impacto del nivel socioeconómico, en términos de ingreso y ocupación", agregó Gabriela Cámara, presidente de Voz Pro Salud Mental.